*

X

Las personas que crecen con hermanas son más felices y más optimistas (ESTUDIO)

Sociedad

Por: pijamasurf - 03/08/2018

¿Tener a una hermana es lo mejor que puede sucederle a una familia?

Si tienes una o más hermanas… alégrate. O quizá no sea necesario que te lo digamos, pues de acuerdo con una investigación científica realizada recientemente, las personas que tienen dicho lazo de parentesco en su vida tienden a ser de suyo más felices.

El estudio corrió a cargo de científicos de las universidades de Montfont y de Ulster (ambas en el Reino Unido), quienes recabaron información de 571 personas de entre 17 y 25 años respecto de la percepción de su propia felicidad y, en otro momento, sobre sus datos genealógicos generales. Entre otras variables, la investigación tomó en cuenta indicadores de salud mental y otros relacionados con una perspectiva “optimista” de la vida.

De acuerdo con lo observado, las personas que crecieron con una o más hermanas y cuyo vínculo continuaron conservando, tienden a expresar mejor y con mayor franqueza sus sentimientos y emociones, lo cual su vez conduce a mejores estados de bienestar mental y psicológico. Para Tony Cassidy, uno de los participantes en la conducción del estudio, esto podría deberse a que la presencia de las hermanas en una familia favorece la comunicación y la cohesión entre sus integrantes.

Curiosamente, los hermanos parecen provocar el efecto opuesto. También según Cassidy, cuando dos hombres conviven, entre ambos surge la tendencia aparentemente espontánea a no hablar sobre ciertos asuntos, especialmente aquellos relacionados con las emociones, lo cual a su vez tiene consecuencias en la salud mental. Cassidy considera que las mujeres suelen romper con ese silencio obligado.

Si creciste con una o más hermanas, ¿coincides con los resultados de este estudio? En caso contrario, quizá encontraste a tus hermanas en el camino, bajo esa otra forma de la familia –más precisa, a veces más afectuosa– que es la amistad.

 

También en Pijama Surf: Cuando un hombre es amigo de una mujer, conoce 'el lado suave y luminoso del universo': Enrique Serna

Te podría interesar:

10 cosas que hacen la educación en Finlandia mejor que la de tu país

Sociedad

Por: pijamasurf - 03/08/2018

El milagro educativo finlandés está basado en la atención, la confianza, la calidad del tiempo (y no la cantidad)

A menos de que vivas en Finlandia, es probable que en tu país palidezca el sistema de educación en comparación con el sistema finlandés, con el cual todo el mundo se compara. Y con razón, ya que sus alumnos no sólo obtienen los mejores resultados en lectura y ciencia en Europa, sino que esto se ha reflejado en los últimos años en un llamado "milagro finlandés" que abarca no sólo la economía sino el bienestar. Pese a que hace unos años Finlandia era el país escandinavo con peores resultados, ahora está siempre entre los primeros. Pese a que Finlandia es uno de los países con condiciones más extremas de frío, es un país bastante feliz. Lo increíble es que Finlandia gasta menos % de su producto interno bruto en educación que países como Estados Unidos, los estudiantes y los maestros trabajan menos y tienen mejores resultados.

Tomando en cuenta que las condiciones de Finalndia son únicas -es ciertamente un país rico y chico, lo cual facilita este idilio-, aquí 10 razones por las que ha podido lograr esto y que nos gustaría replicar en nuestros países:

1. La universidad es gratis, o casi gratis (incluyendo maestrías y doctorados). Mientras que en países como Estados Unidos los estudiantes viven endeudados para siempre, en Finlandia uno puede vivir la felicidad de estudiar casi toda la vida. 

2. En Finlandia, la profesión de maestro es altamente respetada y solicitada. Los profesores de escuela primaria y secundaria son tratados como los profesores de universidad en otros países, y deben cursar una maestría.

3. Los estudiantes en Finlandia juegan mucho más y hacen menos tarea (sólo 2.8 horas a la semana). Por ley, los estudiantes más jóvenes deben recibir 15 minutos de descanso por cada 45 de instrucción.

4. Menos y mejores exámenes. En Finlandia sólo se hace un examen estandarizado en toda la secundaria y primaria, el cual es evaluado por maestros, no por computadoras. Este examen suele tener preguntas no sólo orientadas a respuestas correctas sobre tal o cual materia sino a cuestiones que tienen que ver con la felicidad, la ética y situaciones que puede presentar la vida en el futuro.

5. En Finlandia, los niños inician la educación obligatoria hasta los 7 años. Los padres asumen la responsabilidad primaria de educar. Los niños entran, de alguna manera, más maduros a la escuela.

6. Confianza. Los niños suelen ir a la escuela caminando, en bici o esquiando (evidentemente, Finlandia es un lugar seguro donde se tiene confianza en las personas y se fomentan valores de colaboración). La enseñanza, como regla, debe impartirse cerca del hogar de cada niño. 

7.  No se discrimina a los inmigrantes; al contrario: las escuelas con mayor número de inmigrantes con padres desempleados o que no han completado carreras reciben más fondos.

8. El enfoque está en el pensamiento crítico y en la resolución de problemas, con énfasis en la colaboración.  

9. En el bachillerato no hay grupos o salones fijos, y se puede elegir itinerarios.

10. Menos es más: Finlandia enseña a sus alumnos consistentemente que lo importantes es la calidad del tiempo y el esfuerzo, no la cantidad.