*

X

¿Por qué el equipo finlandés teje entre competencias en los Juegos de Invierno de Pyeongchang?

Sociedad

Por: pijamasurf - 02/16/2018

Tejer se ha convertido en una tradición para los competidores finlandeses en los Juegos Olímpicos de Invierno

Por segundoa ocasión en los Juegos de Invierno, el equipo finlandés ha llamado la atención por aparecer tejiendo en los descansos de las competencias. Los snowboarders finlandeses y su entrenador, Aniti Koskinen, han aparecido tejiendo en imágenes reminiscentes del 2014 en Sochi, cuando los competidores finlandeses tejieron colectivamente una bufanda para sus compañeros que iban a presentarse en las Olimpíadas de Brasil.

En esta ocasión el equipo finlandés está tejiendo una cobija para el primer hijo del presidente, que nació apenas el 2 de febrero. Así que tejer es una forma de hacer algo bueno y conectar con el espíritu de concordia de los juegos. Pero además, según el entrenador, tejer permite que se eviten las conversaciones triviales y las distracciones. Es una forma de relajación y concentración. Esto es algo que se ha demostrado: tejer es terapéutico, sirve como la meditación Así que tal vez, por qué no, podamos ver a atletas de alto rendimiento tejiendo como parte de su optimización de desempeño en competencias.

Más allá del propósito que tienen el hilo y la aguja en este caso, no hay duda de que el equipo finlandés ha generado muchas sonrisas. Algo que parece común en Finlandia, un país que aparece consistentemente en los primeros lugares en calidad de vida y educación, lo que algunas personas han llamado "el milagro de Finlandia", uno de los países más fríos del mundo que tiene, al parecer, un corazón cálido.

Te podría interesar:
Un hecho lamentable sacude a Cuba y su estructura política

Diversos medios tanto internacionales como locales y oficiales han confirmado la muerte de Fidel Ángel Castro Díaz-Balart, hijo único de Fidel Castro y Mirta Díaz-Balart, nacido en 1949. Según anunció el diario Granma, Castro Díaz-Balart murió por mano propia, eligiendo el suicidio luego de vivir varios meses bajo tratamiento por depresión.

El hijo del dirigente cubano era ingeniero nuclear, formado y graduado en Rusia en los años de la Unión Soviética. Su doctorado lo obtuvo en 1974 por la Universidad Estatal Lomonosov de Moscú, en donde se graduó con honores.

Según destaca El País, Castro Díaz-Balart fue el primer cubano en obtener dicho título académico. Asimismo, a su regreso a Cuba encabezó un ambicioso proyecto para construir la primera planta nuclear de la isla, en Juraguá (al oeste de la bahía de Cienfuegos), el cual se frustró debido a la caída de la Unión Soviética. Algunos años después del descalabro, Castro Díaz-Balart dejó la administración pública y jamás volvió a ser funcionario del gobierno cubano.

Hace unos meses “Fidelito”, como también se le conocía, por el parecido con su padre, fue hospitalizado por causa de una depresión, tratamiento que recientemente seguía ya en su vida corriente. El desenlacen, sin embargo, fue fatal.

El hecho lamentable no puede disociarse del contexto político en el que ocurre, en una época sumamente peculiar para el gobierno de origen socialista de Cuba, que desde hace algunos años enfrenta el dilema sobre la sucesión en el poder del dirigente Fidel Castro, sustituido en el 2008 como presidente de la isla por su hermano, Raúl. En cierta forma, este deceso vuelve a poner la pregunta en el aire sobre la sucesión del poder político en Cuba, cómo ocurrirá y cuál será el futuro de la isla: ¿continuar sobre la opción socialista o virar hacia el liberalismo?