*

X

Embarazo de la primer ministro Jacinda Ardern y su decisión de dar a luz en el poder causan furor

Política

Por: pijamasurf - 01/26/2018

La futura mamá y primer ministro Jacina Ardern se ha convertido una celebridad mundial al anunciar su embarazo y planear ausentarse solamente 6 semanas para seguir gobernando. Una bebe-manía -y una leve polémica- sacude Nueva Zelanda

Hace poco Jacinda Ardern se convirtió en la más joven mandataria de Nueva Zelanda, con tan sólo 37 años. La primer ministro de este país, que lleva tres mujeres en el poder de manera consecutiva, ahora ha creado toda una fiebre que mezcla la política con la atención de las revistas de farándula, moda y chisme al anunciar que tendrá un bebé.

Nueva Zelanda se encuentra sacudida por la bebémanía, la jacindabebemanía. Y, notablemente, esto parece estarle rindiendo resultados en las encuestas. Antes los políticos besaban bebés en photo ops para ganar votos; ahora tienen bebés mientras gobiernan.     

Claro que esto no es un truco político. Pero, aunque algunos han criticado su decisión de tomarse sólo 6 semanas para tener a su hijo y luego regresar al poder o han cuestionado si será capaz de ser mamá y gobernar, la realidad es que a la luz del futuro alumbramiento, el partido de Ardern se perfila como seguro ganador de las siguientes elecciones. Diversos analistas señalan que el embarazo ha hecho y hará que miles de personas sientan que tienen algo en común con su líder, quien además ha anunciado que estará reciclando ropa de bebé, la llamada hand-me-down.

Ante las críticas, Jacinda ha dicho que está "embarazada no incapacitada" y que Nueva Zelanda misma la ayudará a criar a su hijo. Muchas mujeres han salido a defenderla, diciendo que es algo normal para una mamá seguir su trabajo y tener un hijo. Ardern, quien se desempeñó también como DJ de manera amateur, se perfila -según algunas mujeres feministas- como un gran ejemplo a seguir que muestra (o mostrará) cómo se puede combinar el trabajo en sus más altas esferas y la familia. Otras personas señalan que esto es posible sólo en un país como Nueva Zelanda, el cual es relativamente más sencillo de gobernar que un país más grande y más pobre. De cualquier manera es algo único y la bebémanía apenas empieza.

Aunque este será un caso único en tanto a la cobertura mediática que está recibiendo, anteriormente Benazir Bhutto tuvo a su segundo hijo mientras era primer ministro de Pakistán en 1990.

Te podría interesar:

Documentos revelan que al menos tres expresidentes mexicanos trabajaron para la CIA

Política

Por: pijamasurf - 01/26/2018

Documentos desclasificados muestran que expresidentes mexicanos fueron parte de una red de espionaje y recibieron dinero de la CIA

Algo que ya se sospechaba por la investigación de algunos periodistas, ha sido confirmado recientemente. Documentos desclasificados por el gobierno de Donald Trump en relación al asesinato del presidente Kennedy en Estados Unidos muestran paralelamente que al menos tres expresidentes de México trabajaron para la CIA dentro de una red de espionaje.

Esta información habría sido restringida en los 90 para proteger al gobierno mexicano dentro del sexenio de Ernesto Zedillo, según revelaron los mismos cables. El juez federal John R. Turnheim dijo que los detalles operativos de esta red de inteligencia fueron reservados porque:

Publicar cómo un gobierno extranjero comparte inteligencia con la CIA puede ser controvertido, y creo que eso les preocupaba, porque el partido político que estaba en el poder en México en los años 90 era el mismo que había estado en poder en los 60.

El periodista Raymundo Riva Palacio explica:

La divulgación de esos documentos posiblemente cambiaría la historia de México, al conocerse de manera oficial el nivel de subordinación del presidente Adolfo López Mateos al legendario jefe de la CIA en México, Winston Scott, quien lo reclutó como un activo de la agencia, como lo hizo con los presidentes Gustavo Díaz Ordaz y Luis Echeverría. No sólo se podría haber desplomado el gobierno mexicano, sino que López Mateos podría haber sido destituido por el único delito por el cual se le puede juzgar: traición a la patria.

La información revela que los expresidentes Adolfo López Mateos (LITENSOR), Gustavo Díaz Ordaz (LITEMPO-2) y Luis Echeverría (LITEMPO-8) contaban con nombres de agentes con los cuales eran identificados por la Agencia Central de Inteligencia. Asimismo, estaba involucrado Fernando Gutiérrez Barrios, jefe de la Dirección Federal de Seguridad (DFS) hasta 1970 y Miguel Nazar Haro, también jefe de DFS.