*

X

Este video ultralento de 'Wuthering Heights' de Kate Bush es una obra maestra de terror celestial

Arte

Por: pijamasurf - 05/12/2017

La canción con la que Kate Bush saltó a la fama en un video embrujado por el ingenio de un usuario de YouTube (y el propio hechizo de Bush)

Una joya del talento youtuber es sin duda esta versión ultralenta de 35 minutos de la canción "Wuthering Heights", de Kate Bush, creada por Looking at Blue. Bush es uno de los grandes iconos de la música de finales de los 70 y 80, conocida por sus performances teatrales y su emotividad incontenible. Algunos usuarios de YouTube dicen que es adictivo, así que cuidado. Otros sugieren que así debe de ser la vida después de la muerte. Una dimensión así de extraña y divina.

Kate por momentos se convierte en un ángel etéreo barrido hasta el estupor, haciendo hechizos con sus movimientos. Sus cantos a veces son coros angélicos, pero acaban siendo también alaridos de terror. Es difícil decir si se trata de un exorcismo, de una invocación satánica, o de un inmaculado dinamismo angelical de pasos mágicos que seducen a los usuarios de YouTube a un paraíso low-fi...

En el minuto 5, Kate se convierte en una reina sufí giróvaga, dando vueltas en una danza de telas sagrada. Al minuto 20, Kate patina en una pista de hielo astral, entre una nube rosa de luz... como abriendo el mundo detrás del arcoíris con sus pasos de tai chi celestial. Por un momento se convierte en una deidad tántrica, con múltiples brazos, como Avalokiteshvara o el mismo Shiva. Y luego emerge como Laura Palmer en Twin Peaks, poseída, con un dolor inmenso. Y se convierte en una garza. Y se disuelve en una aurora...

¿Se trata de una tortura o de un deleite? 

Hat tip Aaron Cheak

Minimalismo entre la meditación y la nada: el nuevo de álbum de Ryuichi Sakamoto (AUDIO)

Arte

Por: pijamasurf - 05/12/2017

Después de 8 años de trabajo y el paso por la enfermedad, Sakamoto regresa con una producción meditativa, anclada en el minimalismo

En Pijama Surf hemos prestado atención al trabajo de Ryuichi Sakamoto, compositor de origen japonés que ha destacado en los géneros de la música clásica, electrónica y el synthpop, de los cuales también puede considerarse precursor.

Luego de 8 años desde su último álbum, Sakamoto ha vuleto con async, una producción minimalista que, biográficamente, corrió paralela a los días que el compositor pasó luchando contra la enfermedad, un cáncer de garganta que le fue diagnosticado en junio del 2014.

Este detalle no es menor, pues desde el primer track, “andata”, Sakamoto nos presenta una atmósfera que oscila entre la meditación y la nada, entre el encuentro con la sencilla inmensidad y el regreso a la existencia simple en este mundo.

En cierta forma, async da la impresión de ser un recorrido vital, uno de esos viajes que se emprenden quizá sin mucha planeación de por medio, acaso imprevistamente, pero que nos transforman porque en el ínterin descubrimos algo elemental de nosotros mismos.