*

X

Monstruos clásicos del cine cargando hermosas damas entre sus brazos (FOTOS)

Arte

Por: PIJamasurf - 10/31/2016

La monstruosidad y la belleza pueden ejercer una extraña y simpática atracción mutua

La monstruosidad es, desde cierta perspectiva, una faceta hermosa dentro del universo cultural. Hay algo en ella que, aunque a muchos les parezca paradójico, ofrece una preciosa honestidad. Y aunque poca gente tenga la sensibilidad necesaria para percibir lo anterior, por fortuna hay algunas bellas damas que son lo suficientemente susceptibles como para apreciar esta discreta cualidad de lo monstruoso. 

Prueba de lo anterior son las siguientes fotografías que, compiladas por el sitio Dangerous Minds, nos muestran a algunos de los más famosos monstruos del cine, entre ellos Frankenstein, Drácula, el Hombre Lobo y La Momia, cargando entre sus brazos a prístinas doncellas, incluida una sirena. Y aunque suponemos que en muchos casos es en contra de su voluntad y en realidad se encuentran victimadas, tampoco podemos descartar que aún en estos casos "el universo conspiró" (como diría Paulo Coelho) para que el encuentro entre ambos germinara.


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

Te podría interesar:

"Into the Inferno", los volcanes como nunca los habías visto, cortesía de Werner Herzog (VIDEO)

Arte

Por: Pijamasurf - 10/31/2016

El genial director alemán está de regreso con una película que nos dejar ver la fuerza de los volcanes como nunca antes

El legendario director alemán Werner Herzog está lanzando su nuevo documental Into the Inferno, el cual se estrena el 28 de octubre en Netflix. Herzog anteriormente ha captado la esencia de y se enfrentado a fuerzas naturales, como los osos, las cuevas, la selva amazónica, y así sucesivamente en sus documentales y películas. Él mismo, por su vigor y creatividad, puede considerarse una fuerza de la naturaleza. Y en su nueva película, Into the Inferno, Herzog retoma esta relación entre el hombre y los poderes de la naturaleza, esta vez para mostrarnos a los volcanes como nunca los habíamos visto.

Herzog se unió al vulcanólogo Clive Oppenheimer para viajar a volcanes en lugares como Indonesia, Corea del Norte, Islandia, Etiopía y otros, con el fin de "entender la relación entre el hombre y las maravillas más violentas de la naturaleza". La inconfundible voz de Herzog anuncia "Es difícil quitar la mirada del fuego que arde debajo de nuestros pies", y la cámara se interna al torrente de fuego.  

El documental dice combinar un acercamiento científico con una intención de perseguir el lado mágico. Lo que es seguro es que Herzog ha captado la vehemente belleza de los volcanes y esto, aunado, a su magnífico y salvaje sentido del humor, es garantía de un gran viaje cinematográfico. 

Hay que mencionar que no es la primera vez que Herzog filma algo sobre volcanes (de hecho el fuego parece ser una de sus obsesiones) pero nunca lo había hecho con tal profundidad.