*

X

¿Realmente abril es el mes más cruel?

Arte

Por: pijamasurf - 04/22/2016

T. S. Eliot, Marte y la contrastante energía de la primavera. ¿Es abril el mes de las masacres?

En el que tal vez sea el poema más importante del siglo XX en lengua inglesa T. S. Eliot escribió: "abril es el mes más cruel", una frase que se ha vuelto legendaria, como una realidad contrastada con la belleza y ligereza por default asociada con la primavera, que tiene en abril su apoteosis. Así inicia Eliot su "Tierra baldía", el poema de la gran crisis moderna, del mundo que ha perdido su centro y donde ya nada sostiene e integra: 

Abril es el mes más cruel: engendra
lilas de la tierra muerta, mezcla
recuerdos y anhelos, despierta
inertes raíces con lluvias primaverales.

Eliot ve la muerte en el momento en el que la vida renace, una visión preclara, tal vez fruto de la primera gran guerra y del estado depresivo de la realidad colectiva en 1922. Abril es cruel porque nos regresa a la luz, casi nos obliga a que sintamos la realidad con todas sus sensaciones y estímulos e inevitables desencantos (porque el deseo nunca encontrará satisfacción final), y bajo la cama gris del invierno era posible dejar de sentir y yacer en un dulce olvido.

Abril es el mes más cruel, según este artículo que ha llevado la visión de Eliot a lo literal vía la astrología, porque está regido por Marte, el dios de la guerra, el planeta que divide, el planeta del conflicto. Buena parte de abril está regido en la astrología por Aries (Marte), un impulso violento a la acción, y según Uproxx existe evidencia para sostener que abril es en realidad un mes cruel, bajo la energía marcial que corre por las venas de la primavera, donde la pasión despierta. Aquí una lista bastante impresionante que comprende sólo eventos en Estados Unidos y que únicamente toma en cuenta los primeros 21 días del mes que están regidos por Aries (después inicia Tauro) --podrían tomarse en cuenta para el estudio astrológico los últimos días de marzo: 

Abril 14, 1865: Asesinan al Presidente Lincoln.

Abril 4, 1968: Asesinan a Martin Luther King.

Abril 19, 1993: Mueren 75 miembros del culto de David Koresh en Waco, Texas.

Abril 6, 1994: Genocidio de Ruanda (inician los 100 días de la masacre en la que son asesinados entre 500 mil y 1 millón de personas.

Abril 19, 1995: Bombardeo de Oklahoma City; 168 personas mueren.

Abril 20, 1999: Masacre de Columbine; mueren 13 personas.

Abril 16, 2007: Masacre de Virginia Tech; mueren 22 personas en tiroteo estudiantil.

Abril 15, 2013: Bombas del Maratón de Boston.

Por otro lado, el astrólogo Michel Gauqelin ha defendido la existencia de un "efecto Marte", una correlación estadística significativa entre la posición de Marte en la carta natal y la disposición a las carreras y al éxito en los deportes. Marte era por supuesto un gran atleta, el más prodigioso físicamente de los dioses. 

¿Qué piensas: es mera coincidencia o en realidad hay un exceso de energía en abril que llega a la crueldad en un mundo que no sabe manejar su energía? ¿Es una ilusión astrológica solamente? Esto queda como un enigma; lo único indudable es que Eliot logró conjurar una imagen que nos sigue mistificando: la crueldad de abril. 

Te podría interesar:

¿Retrato de un andrógino? La Mona Lisa posee facciones del amante gay de Da Vinci, sostiene investigador

Arte

Por: pijamasurf - 04/22/2016

La aventurada hipótesis de este investigador italiano defiende que La Mona Lisa es el retrato de un ser andrógino, mitad hombre y mitad mujer

La Mona Lisa es sin duda el retrato más celebrado, conocido y aun codiciado de la historia del arte occidental. Desde que Leonardo da Vinci lo realizó a principios del siglo XVI, lo atribulado de su historia demuestra la fascinación que ha ejercido en todos los que se han encontrado a su alcance, en el radio del encanto que emana con la perfección de sus formas y su composición, su belleza, lo misterioso de su sonrisa. Porque, por otro lado, esa es otra cualidad que también le es inherente: el enigma. Aunque sabemos que se trata de la imagen de Lisa Gherardini, esposa de Francesco del Giocondo e integrante de una prominente familia de la Toscana renacentista, dicho conocimiento no disipa el aura misteriosa que rodea a la pintura.

A propósito de ésta, un investigador dio a conocer recientemente un hallazgo que podría parecer asombroso pero, más importante, podría ayudar a explicar la genialidad del óleo de Da Vinci.

De acuerdo con Silvano Vinceti, director de una entidad independiente conocida como Comité Nacional para la Herencia Cultural, la emblemática sonrisa de La Gioconda muy probablemente tuvo también como inspiración las facciones de Gian Giacomo Caprotti da Oreno, un comerciante bien identificado en la biografía de Da Vinci por haber sido su estudiante desde los 10 años, su sirviente casi toda la vida y, según cierta evidencia, también su amante. En vida Gian Giacomo Caprotti fue conocido como “Salai”, mote que se ha traducido como “Diablillo”.

Leonardo_da_Vinci_-_Angelo_Incarnato“La Mona Lisa es andrógina: mitad hombre, mitad mujer”, declaró Vinceti al diario inglés The Telegrah, en alusión a los dos modelos que de acuerdo con su análisis se encuentran en el retrato.

En particular, la comparación de la pintura con otras obras y bocetos de Leonardo mostró una semejanza especial entre la sonrisa de la Mona Lisa y la de otras pinturas que, se sabe, tuvieron como modelo a Salai (por ejemplo, San Juan Bautista, o el boceto Angelo Incarnato, de 1515).

Aunque la hipótesis puede parecer sorpresiva, expertos en la obra de Leonardo la descartaron de inmediato, calificándola de “fantasiosa”. Así lo hizo, por ejemplo, Martin Kemp, profesor emérito del Trinity College de Oxford, para quien las imágenes infrarrojas que se han tomado a la pintura en otros momentos demuestran con suficiencia la invalidez de la conclusión de Vinceti. Además, Kemp también añadió que a la fecha no se cuenta con un retrato fiel de Salai o alguna otra forma de conocer los detalles de su aspecto físico, por lo que no es posible saber qué facciones suyas podrían estar incorporadas en alguna pintura de Da Vinci.

¿Será que algún día La Mona Lisa deje de ser fuente de preguntas y enigmas?