*

X

Extraño comportamiento en chimpancés sugiere que han desarrollado la creencia en un dios (VIDEO)

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 03/05/2016

Un grupo de científicos observó a varios chimpancés en Guinea que podrían hacer rituales y otros actos decididamente religiosos

La creencia en un ser superior que da sentido a la existencia ha sido hasta ahora una circunstancia que se cree exclusivamente humana porque en términos científicos requiere de la capacidad de pensamiento complejo que, al menos en este planeta, sólo ha desarrollado el Homo sapiens.

Sin embargo, esto podría estar al menos en duda, debido a un estudio científico cuyos resultados recién se publicaron y los cuales, grosso modo, sugieren que un grupo de chimpancés en África ha desarrollado un sistema ritual o religioso en el que parece existir la figura de un “dios” al cual se le rinde culto.

El descubrimiento y posterior investigación se realizó por un equipo encabezado por Laura Kehoe, estudiante de doctorado en la Universidad Humboldt de Berlín, quien junto con sus colegas escondió cámaras en zonas naturales de Guinea para estudiar el comportamiento de dichos primates.

Entre las observaciones realizadas, la que más llamó la atención de los científicos fue la de un acto repetido en el cual los chimpancés arrojaban piedras a un árbol, las apilaban en las inmediaciones de su tronco e incluso se preocupaban por llenar huecos en su tronco con las rocas. Este es el registro en video de lo sucedido:

Lo notable es que, a diferencia de lo que sucede con casi todas las conductas animales, que en general tienen un propósito funcional claro y elemental, es decir, sirven para algo en el marco de su supervivencia como individuos y especie, en este caso no parece existir dicha cualidad. A menos que se piense en esas acciones desde una perspectiva ritual, lo cual tiene coherencia si además se toma en cuenta que estas fueron acciones que el mismo grupo de chimpancés repitió en distintos momentos.

¿Será entonces que la religión también es un comportamiento estrictamente evolutivo, y los chimpancés no están más que siguiendo la misma ruta que siguieron nuestros antepasados homínidos?

El extraño espectáculo de rituales de cortejo animal ejecutados por humanos (VIDEO)

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 03/05/2016

La naturaleza está lejos de la humanidad, pero quizá no tanto en asuntos de seducción y apareamiento

Sabemos bien que parte de la condición humana es ya estar irremediablemente separados de la naturaleza. A pesar de los discursos que defiende un regreso a nuestro origen natural, lo cierto es que ser humano implica ser ajeno a dicho mundo por el solo hecho de que nuestra supervivencia tiene como condición sine qua non su transformación. Hasta donde sabemos, somos la única especie que no sólo usa sino que además transforma la naturaleza para su beneficio y su provecho, con las consecuencias conocidas que esto conlleva.

Con todo, al mismo tiempo existe --paradójicamente-- una especie de nostalgia por ese paraíso perdido, esa especie de seno materno del que fuimos arrancados y en el que --creemos-- se encontraba la tranquilidad, la certeza, la respuesta por el sentido de la vida.

En cierto sentido, un ejemplo de esa añoranza es este video que inicialmente fue auspiciado por Sagami Industries, una compañía japonesa de preservativos para quien se elaboró esta peculiar pieza que parte de una premisa en apariencia sencilla pero ingeniosa: ¿cómo se verían los rituales de apareamiento animal realizados por seres humanos?

El resultado es, por decir lo menos, extraño, pues si ya en los animales en los que sucede tiene su propia extravagancia, cuando se le mira despojado de esas cualidades que en cierta forma lo hacen admisible (plumajes, dimensiones, la animalidad misma), justamente parece perder sentido pero para adquirir otro. ¿Cuál? Acaso el único que podría tener para el ser humano: uno ligado a la cultura, esa segunda naturaleza nuestra. Específicamente, el de la estética. Para nosotros el cortejo se mira esencialmente como danza, como movimientos bellos, armónicos, que atraen quizá pero porque demuestran dominio del cuerpo, su puesta al servicio de la consecución de un objetivo, el mismo quizá que el del los animales, el apareamiento, pero recubierto con la pátina de la seducción, el erotismo. En una palabra –y so riesgo de sonar redundantes, la cultura, esa auténtica naturaleza nuestra.

 

También en Pijama Surf: La ciencia de la atracción física: 10 consejos científicos para ser sexy