*

X

20 canciones esenciales de David Bowie y 10 que no conoces pero deberías, en dos listas de Spotify

Por: pijamasurf - 01/11/2016

Un artista sobrevive en sus obras, y David Bowie no es la excepción.

Hoy es un día triste para la música debido a la muerte de David Bowie, compositor y cantante decisivo en la historia del rock. También un artista multifacético cuya creatividad lo llevó por diversos ámbitos artísticos, en especial la pintura y el cine, con buena fortuna.

El anuncio de su muerte se hizo en su página oficial de Facebook, en donde a pesar de la circunstancia, se aseguró que Bowie “murió en paz, rodeado de su familia, luego de 18 meses de batalla contra el cáncer”.

Ars longa, vita brevis, dice la locución latina, porque cuando se compara la duración de la existencia humana con aquella de las obras que podemos materializar en el transcurso de ésta nos damos cuenta de que, en efecto, es posible que nuestros frutos nos sobrevivan, y eso muchas veces es evidente en el caso de los grandes artistas como Bowie.

Para muestra, compartimos estas dos playlists que encontramos recientemente en la plataforma Spotify. La primera, curada por el staff del diario inglés The Telegraph, reúne las 20 canciones esenciales de David Bowie, un muestrario de lo mejor de su producción para recordarlo, conocerlo o redescubrirlo. La segunda se encuentra en el otro punto del espectro, pues se trata de 10 canciones poco conocidas pero igualmente geniales del compositor, joyas que quizá pasamos por alto pero que en esta ocasión se ofrecen plenas para que las apreciemos.

Si algo de nosotros mismos dejamos en todo lo que hacemos, quizá, después de todo, hay algo de vida en cada una de esas canciones.

20 canciones esenciales de David Bowie

 

10 canciones de David Bowie que no conoces pero deberías

Ingeniosa campaña convierte personajes de libros en perfiles de Tinder para enamorar a posibles lectores

Por: pijamasurf - 01/11/2016

¿Cómo reaccionarías si un personaje literario quisiera enamorarte? ¿No pasará que quizá descubras de pronto que eso, en esencia, hace la literatura?

 

En algunos países el acercamiento a la literatura y los libros en general es una empresa ardua, una actividad que realiza sólo un sector de la población, a pesar de que, como sabemos, la lectura genera muchos beneficios intelectuales, neuronales y emocionales. Entre esos países un caso (lamentablemente) destacado es México, en donde el promedio de lectura oscila entre uno y tres libros al año, lo cual contrasta sensiblemente con el mismo promedio en Noruega, que se acerca a los 20 libros al año, o incluso en España, que ronda los ocho libros anuales.

Para incidir sobre estas cifras, la agencia Only If realizó una ingeniosa campaña para el Fondo de Cultura Económica, la editorial del Estado mexicano, que consistió en convertir personajes de literatura en perfiles de Tinder para así enamorar o al menos enganchar a personas reales con esas invenciones nacidas en libros.

De alguna manera, el lema de la campaña ya nos dice mucho: “Para los amantes de la lectura que aún no saben que lo son”. Y, en efecto, el resultado es profundamente emotivo, a pesar de la decepción que, en la lógica de Tinder, podría significar saber que la persona con quien hablamos o con quien fijamos un encuentro no es real.

Pero, después de todo, no menos cierto es que los libros son también una forma de compañía, lo cual queda de relieve en esta campaña como una cualidad que es capaz de atraer a una persona y hacerla cautiva de una historia o un personaje que no por ficticios nos conmueven en menor grado que la realidad.

 

También puedes ver el video directamente en Vimeo, en este enlace