*

X

¿La música puede volver a la realidad a los enfermos mentales?

Por: pijamasurf - 12/08/2015

Una anécdota del compositor Sun Ra permite suponer que ciertos tipos de música pueden despertar las habilidades mentales dormidas de algunos pacientes psiquiátricos

Antes de comenzar es necesaria una precisión: la etiqueta "enfermedad mental" asociada a padecimientos psíquicos como la esquizofrenia, el trastorno bipolar o la depresión ha dado pie a numerosos malentendidos, y bajo el supuesto de que un diagnóstico no mejora en sí mismo la salud de ningún paciente, algunos "enfermos" han buscado la fuente de la salud en procedimientos alternativos a la medicina psiquiátrica, al menos desde finales del siglo XIX.

Uno de estos "pacientes" fue Herman Poole Blount, mejor conocido en la escena avant-garde y free jazz como Sun Ra, quien a lo largo de su vida dio muestras de comportamientos erráticos que bien podrían asociarse a la esquizofrenia, como las repetidas declaraciones de que tenía capacidades para viajar a otros planetas o proyectarse astralmente. El psicoanálisis, por ejemplo, hace énfasis en que la verdad del sujeto está encarnada en su propia verdad, así que si alguien como Sun Ra afirma estas cosas tan excéntricas con el fin de producir la música que logró componer, ¿estamos realmente en presencia de un enfermo, o de un genio?

Probablemente esta discusión derivaría en consideraciones sobre si el arte representa la salud de una persona o la enfermedad de la misma, lo cual rebasa las intenciones de este artículo. Pero si los "genios atormentados" requieren de la enfermedad para crear (pensemos en un Van Gogh o en un Artaud, en una Camille Claudel), tal vez los hospitales y pabellones psiquiátricos se parecerían más a museos que a prisiones.

Sun Ra

Sun Ra

Pero volviendo al caso de Sun Ra, a finales de los 50 tuvo lugar una interesante anécdota. El mánager del músico, Alton Abraham, organizó un concierto en un hospital mental de Chicago y, según escribió el biógrafo de Sun Ra, John Szwed, "el grupo de pacientes reunidos en este temprano experimento de terapia musical incluía a catatónicos y esquizofrénicos severos, pero Sunny se tomó la presentación como cualquier otra, sin hacer concesiones en su música".

Según Szwed, mientras Sun Ra tocaba, una mujer que no había hablado ni se había movido en años se puso de pie, "caminó directamente hacia el piano y le gritó '¿A eso le llamas música?'".

Se dice que Sun Ra estaba más que feliz con la respuesta: no se trataba de la crítica musical de la mujer, sino del hecho de que la música hubiese sido capaz de conectarla nuevamente con una realidad --motriz y verbal-- de la cual se hallaba desconectada hacía mucho tiempo. A partir de dicha anécdota, Sunny compuso "Advice to medics":

Este experimento llevó al músico a componer Cosmic Tones for Mental Therapy, una exquisita alternativa para los eletrochoques y los medicamentos de prescripción. Tal vez la música, al cambiar nuestra atención, también pueda modificar nuestra percepción de la realidad.

 

(Vía Open Culture)

Te podría interesar:

¿Cómo sabe Facebook qué anuncios mostrarte (y cómo evitarlos)?

Por: pijamasurf - 12/08/2015

Todo lo que haces en Facebook es material para promover anuncios, pero afortunadamente existen maneras de entender y reprogramar este funcionamiento
[caption id="attachment_103870" align="aligncenter" width="500"]imagen: @AntiFeisbuk Imagen: @AntiFeisbuk[/caption]

¿Te has preguntado por qué cuando platicas con un contacto sobre helados (es un decir) te aparecen inmediatamente anuncios de heladerías o promociones relacionadas con postres? Con los años, Facebook ha perfeccionado maneras de convertir tus interacciones en la red social en datos relevantes para los anunciantes. Echar un vistazo a tus preferencias de anuncios puede ser una experiencia extraña, pero personalizarlas puede hacer tu experiencia en FB menos invasiva.

Lo primero es seguir la ruta Configuración>Anuncios>Editar>Ver Preferencias (o dar clic aquí).

Luego verás una lista parecida a esta:

facebook ads

Dentro de cada categoría podrás encontrar cosas, temas, productos o servicios que Facebook considera que te han interesado por una u otra razón, desde artes marciales hasta carreras de perros, y desde marcas hasta intereses espirituales. En dicho panel es posible editar las categorías para evitar que esos molestos anuncios aparezcan (aunque como bien sabemos, la única forma de que la red social no recopile y venda tu información es una desconexión extrema de la misma, porque finalmente, al editar tus preferencias de anuncios, estás depurando el tipo de publicidad que Facebook de todas formas va a ofrecerte).