*

X

La nube tsunami que sembró terror y curiosidad en Australia (FOTOS)

Ecosistemas

Por: pijamasurf - 11/25/2015

Una tremenda nube con apariencia de tsunami causó diversas emociones entre los visitantes de Bondi Beach, Australia, quienes le tomaron fotos y videos que se difundieron por toda la red

TW_massive-cloud-tsunami-sydney-australia02-001_670

La pareidolia es la capacidad que tenemos de encontrar figuras concretas en abstracciones, como por ejemplo, un perro formado por nubes. Este fenómeno se ha descrito como meramente psicológico, y ocurre gracias a estímulo vago y/o aleatorio (una imagen) que es percibido erróneamente como una forma reconocible.

Aunque este evento en particular no es exactamente una pareidolia, funciona de una manera similar pues esta impresionante formación de nubes las hace parecer un tsunami.

Este es un evento meteorológico que se ha presentado en diversos lugares como Taiwán y consiste en la formación de una serie de nubes o una nube gigante, en forma de cuña, formadas en el borde delantero de una tormenta eléctrica, donde las corrientes descendentes y ascendentes de la tormenta se cruzan.

A principios de este mes, uno de estos "tsunami de nubes" se extendió por todo el cielo de Nueva Gales del Sur, en Australia.

Conocido formalmente como una nube “plataforma”, este fenómeno fue descubierto por los asistentes de Bondi Beach a varios kilómetros de longitud; la nube se extendió a través del cielo provocando que los asistentes a la la playa tomaran un sinfín de fotos y videos.

Estas poderosas formaciones son tan peligrosas como hermosas y son conocidas por ir acompañadas de fuertes lluvias, vientos huracanados, inundaciones repentinas y grandes piedras de granizo.

Christopher Webb ofreció una breve explicación a The Telegraph en cuanto a cómo se forman estas nubes:

[La nube] se crea por una salida fría de una tormenta eléctrica al levantar el aire húmedo muy abruptamente, esto es una característica de salida de una tormenta eléctrica. Cuando la lluvia de la tormenta viene verticalmente hacia abajo arrastra el aire con ella, se extiende horizontalmente y forma un frente de ráfagas, se obtiene del aire húmedo que se levantó bruscamente de la salida de la tormenta. 

Aquí los dejamos con algunas imágenes y un video de este peculiar fenómeno:

TW_massive-cloud-tsunami-sydney-australia04_670

TW_massive-cloud-tsunami-sydney-australia09_670

TW_massive-cloud-tsunami-sydney-australia10_670

TW_massive-cloud-tsunami-sydney-australia01_670

TW_massive-cloud-tsunami-sydney-australia11_670

TW_massive-cloud-tsunami-sydney-australia05_670

TW_massive-cloud-tsunami-sydney-australia07_670

TW_massive-cloud-tsunami-sydney-australia08_670

 

Te podría interesar:
Una Navidad lunarmente plena nos aguarda este año

381-1233891708GdW7

El espíritu navideño este año se llenará del magnetismo lunar, en lo que será la primera luna llena en 38 años que ocurra el día de Navidad.

Una ocasión así no se celebraba desde 1977 y no volverá a presentarse hasta en 2034. Según la NASA, el pico de la luna llena tendrá lugar a las 6:11am (tiempo del este de Estados Unidos).

Como todos los años, desde la perspectiva astrológica la luna llena sucederá en Cáncer, el signo opuesto al que atraviesa el Sol en el zodiaco: Capricornio. Astrológicamente la luna llena significa la compleción de un ciclo, la cosecha de lo sembrado y la manifestación de la energía en su plenitud. En Cáncer la luna tiene dignidad ya que rige a este signo ligado a la generación y a las emociones. Más allá del simbolismo, la luna llena contribuirá a las luces que suelen adornar las noches navideñas, siendo un recordatorio de la belleza del mundo.

Lo anterior nos recuerda que las fiestas religiosas son también esencialmente fiestas astronómicas y astrológicas, y no hay mella en incorporar el cosmos a nuestras cenas.