*

X

La estética del automatismo contemporáneo: artista mapea 30 meses de dar clics

Por: pijamasurf - 11/22/2015

El día a día frente a la computadora deja un rastro que puede convertirse en arte

 every-day-of-my-life_years

Marcin Ignac es un artista, desarrollador web y miembro del movimiento QuantifiedSelf, una iniciativa emprendida por un grupo de webmasters para mantener un registro de los datos personales en aras de un mejor entendimiento de las autopistas informáticas.

Asimismo, lo que para muchos podrían ser simples cuadros con rayas coloridas conforman el mapa creado por Ignac tras 2 millones de clics y 10 millones de veces en las que ha golpeado cada letra del teclado. 

Ignac utilizó una aplicación llamada Tapper, diseñada por Dean McNamee para saber cuántos minutos pasaba en la computadora. Posteriormente visualizó la información y con la ayuda de Plask (herramienta de programación multimedia) logró concluir sus diseños en una serie titulada Every Day of My Life, expuesta en el festival Click llevado a cabo en Dinamarca.

La obra se conforma de una serie de líneas que representan el curso de los días durante 30 meses. Es fácil ubicar el período vacacional de Ignac, así como los momentos en los que se encontraba viajando o trabajando en algún proyecto, de acuerdo a la saturación o escasez de líneas.

El fantástico mapeo es una especie de etnografía virtual y permite vislumbrar, de manera explícitamente estética, las formas y ritmos de interacción entre los humanos y sus nuevos hábitos digitales. 

Te podría interesar:

Los hombres comen el doble cuando cenan con mujeres (ESTUDIO)

Por: pijamasurf - 11/22/2015

¿Están tratando de impresionar a las comensales femeninas o sufren súbitos ataques de hambre?

 pizza

Investigadores de la Universidad de Cornell descubrieron una tendencia de los hombres adultos a comer el doble cuando cenan con mujeres, a diferencia de cuando cenan entre hombres. Este es uno de esos estudios donde un preparado equipo de psicólogos del comportamiento pasaron 2 semanas observando a 105 hombres durante la hora de la comida en un buffet italiano, lo que de pronto dota de sentido a la existencia de ventanas en los restaurantes.

Se supone que esta hipervoracidad es un comportamiento instintivo de los machos para impresionar a las hembras con su consumo de calorías; sin embargo, los hombres que cenaron con mujeres comieron también 86% más ensalada, así que el asunto de impresionar al prospecto tiene que ver con hábitos de consumo, no tanto alimentarios.

Por su parte, las mujeres que cenaron con hombres manifestaron sentir que comían de más (sentirse excesivamente llenas). Los resultados son congruentes con los de otro estudio donde se descubrió que los hombres utilizan más energía al masticar cuando cenan con mujeres (en promedio, una mujer mastica siempre más que un hombre).

Lo único que deja en claro este estudio es que los hombres se esforzarán por competir en cualquier ámbito donde sea posible, sin importar si se trata de la bolsa de valores o un buffet de pizza.