*

X

Samsara, del director de Baraka: la fascinante ilusión de este mundo

Por: pijamasurf - 09/27/2015

Esta pieza documental ha estimulado la mirada de millones de personas

 samsara-baraka_zpsd4f32003

El documental Baraka marcó a miles de personas, tanto por la belleza imponente de las imágenes de nuestro planeta como por los efectos, en muchos casos devastadores, de la civilización humana. Posteriormente el director de esta película, Ron Fricke, también director de fotografía del memorable film de time-lapses Koyaanisqatsi, regresó con una nueva película que explora con la misma grandilocuencia visual la vastedad de la Tierra.

Con Samsara (2011), Fricke retoma una óptica que lo mismo seduce al espíritu con la estética de las maravillas naturales, arquitectónicas y humanas que lo hace reflexionar sobre la encrucijada existencial, en este caso, la ilusión que representa este término en sánscrito: la rueda del nacimiento, vida, muerte y reencarnación que sólo cesa en el despertar o moksha. Una escena es particularmente significativa: en ella unos monjes budistas en Ladakh realizan un intrincado mandala de arena. Cada grano de color es cuidadosamente ordenado hasta que emerge un patrón coherente. Una vez que se concluye este arduo proceso, el brillante mandala que ha sido conformado es borrado. Esto es una poderosa metáfora de lo hermosa y efímera que es nuestra existencia. Ese mandala es Samasara, la ilusión del mundo.

Filmada en 70mm en más de 25 países por un período de 5 años, Samsara, que se estrenó en agosto, es una montaña rusa de emociones que nos transporta a camposantos, zonas de desastre, complejos industriales y maravillas naturales con una inigualable cinematografía.

A fin de cuentas, recordemos que "el masaje está en el paisaje".

 

Te podría interesar:

Investigadores explican cuál es la mejor hora para tener sexo según tu edad

Por: pijamasurf - 09/27/2015

Sexy time según la ciencia: el reloj sexual circadiano puede ser un útil indicador para maximizar tu desempeño

morning_sex_19k4cb2-19k4cid

No somos muy conscientes de nuestros ritmos circadianos, mejor conocidos como "relojes biológicos", pero determinan numerosas respuestas corporales, incluyendo el sueño y nuestro desempeño energético. Al parecer también influyen en nuestra libido.  

Según el investigador Paul Kelley, del Instituto de Neurociencia Circadiana de la Universidad de Oxford, las parejas se podrían beneficiar mucho de planear sus encuentros según sus ritmos circadianos, a lo cual llama de manera desenfadada "reloj de coito".

Kelley argumenta que nuestros ritmos circadianos cambian a lo largo de la vida, por lo que es necesario hacer ajustes en nuestras actividades para minimizar el desgaste y maximizar el desempeño. Lo importante es equilbrar el cóctel de hormonas y neurotransmisores.

En el caso de las personas en esplendor sexual, en los tempranos 20, deben poner sus alarmas sexuales a las 3pm. Esto debido a que la orexina, un neurotransmisor que promueve alerta, no se impone a la melatonina hasta después de la mañana. En el caso de personas muy jóvenes quizás no sea tan importante este itinerario, ya que si son sanos generalmente tienen deseo sexual casi a cualquier hora.

Para las parejas que están en la década de los 30, su reloj rojo debe encenderse a las 8:20am, cumpliendo con el viejo "mañanero". Esto es para servirse de la estimulación de testosterona que produce la luz del Sol tanto en hombres como mujeres (el Sol seguramente te dará mejores erecciones).

Las personas que tiene 40 años se benefician del sexo a las 8pm, cuando naturalmente están más alertas que los jóvenes. 

Las parejas de 50, en el crepúsculo libidinal, deben hacerlo alrededor de las 10pm, antes de dormir, y Kelley recomienda un tónico, como una copa de vino, para entrar en mood

Ahí lo tienen: un esbozo de la ciencia (maximizada) del placer. Aunque habría que recordar que las reglas están para romperse y, en el caso del erotismo, lo mejor es la espontaneidad.