*

X

Histórico discurso del Papa Francisco sobre el cambio climático condenará la explotación de la naturaleza

Política

Por: pijamasurf - 06/14/2015

Se espera que la nueva encíclica papal, que alerta sobre los peligros de destruir la naturaleza, revolucione el debate sobre el cambio climático

Pope Francis arrives to lead the weekly general audience in Saint Peter's Square at the Vatican

Este jueves se espera que el Papa Francisco dé a conocer una histórica encíclica en la que pondrá de manifiesto su rechazo a "la tiránica explotación de la naturaleza" y alertará sobre los peligros del cambio climático producido por el hombre. The Guardian, anticipando la intervención, considera que la carta papal podría modificar el debate sobre el cambio climático e impulsar una nueva ola de acción y reflexión.

Un sondeo entre diferentes miembros destacados de la Iglesia Católica sugiere que el discurso del Papa girará alrededor de que el problema ecológico es sobre todo un problema ético y antropológico y que "no será la tecnología o la ciencia lo que nos salvará", sino que es indispensable un cambio ético e incluso espiritual. Se espera que el Papa también se refiera a la enorme desigualdad que existe en el mundo y condene el desperdicio de alimentos y la explotación irresponsable de los recursos, fiel al espíritu franciscano de cercanía a la naturaleza

Según recupera The Guardian, el Papa podría haber adelantado el cariz de su pensamiento el año pasado cuando dijo:

Un sistema económico basado en el dios del dinero necesita saquear la naturaleza para sostener el frenético ritmo de consumo inherente a él. Creo que la cuestión que no nos estamos preguntando es: ¿acaso la humanidad no está cometiendo suicido con este uso tiránico e indiscriminado de la naturaleza? Salvaguardemos la creación, porque, si la destruimos, ella nos destruirá a nosotros. Nunca olvidemos esto.

Estas últimas oraciones muestran una lucidez de gran relevancia en cuanto a los temas más importantes de la actualidad política, algo que algunos han creído ver como una constante en el pontífice argentino.

La encíclica del Papa tendrá una enorme difusión: se publicará en cinco idiomas simultáneamente y será enviada a los 5 mil obispos católicos; esperemos que, en esto sí, el Vaticano siga teniendo autoridad y poder de convencimiento. Los antecesores del Papa Francisco no habían hecho patente su rechazo del cambio climático y de la acción humana que lo genera.

Como analizamos antes en este artículo, el problema actual parece tener que ver con que nuestra conciencia e integración al planeta no esta al nivel de nuestra tecnología.

El Papa Francisco recluta a Naomi Klein, autora de "La doctrina del shock", en su lucha contra el cambio climático

Política

Por: pijamasurf - 06/14/2015

La activista Naomi Klein se suma al Papa Francisco en lo que esperan sea un nuevo giro a las discusiones del cambio climático

 

naomi-klein-4264-kourosh-keshiri-crop

No hay duda de que el Papa Francisco está revolucionando la investidura papal. Hace un par de semanas publicó una encíclica que puede leerse como un discurso anticapitalista, que concibe a la naturaleza como extensión de la deidad, hablando en el lenguaje de San Francisco de Asís (al" hermano Sol" y a "la Madre Naturaleza"). En un espíritu ecuménico y conciliador, el Papa incluso hizo referencia a un poeta sufí y diagnosticó que el problema ecológico no es un problema tecnológico sino espiritual y ético.

Ahora Francisco ha reclutado a la polémica activista Naomi Klein, identificada con una visión anticapitalista y altamente crítica de la política neoliberal y la sociedad de consumo. Es decir, una pareja perfecta para esta nueva iniciativa del Papa. 

Klein, según informa The Guardian, se mostró entusiasta al llamado del Papa a unir fuerzas. "La visión holística de la encíclica debe ser un catalizador que reúna las crisis gemelas de la economía y el clima, en vez de tratarlas por separado", dijo Klein.

El Papa hablará en la siguiente cumbre de la ONU en Nueva York sobre el cambio climático. Klein considera que esto es importante ya que las reuniones de la ONU suelen obviar y "sanitizar" el aspecto moral de la crisis, que es tan importante.