*

X

Hulk, Batman, Mickey Mouse y otros íconos pop transformados en budas y personajes tibetanos (IMÁGENES)

Por: pijamasurf - 05/04/2015

¿Qué pasa cuando una cultura decide rebelarse y aparecer revestida con las formas y colores de la iconografía que la tiene dominada?

18lvc4kbs2hp0png

La iconografía es, desde cierta perspectiva, un territorio de disputa. En prácticamente toda la historia de la humanidad las formas de representar la realidad se han enfrentado entre sí como resultado de la hegemonía de una cultura sobre otra, de una visión del mundo sobre otra.

De ahí que con cierta frecuencia los ejercicios de crítica y rebeldía al interior de dicha dominación casi siempre sean provocadores, pues dejan ver cómo una cultura se superpone a otras, a veces incluso sin proponérselo, sólo como una suerte de movimiento inercial imparable.

Tal es el caso de la cultura pop emanada de Estados Unidos, la cual cubre prácticamente todo el planeta en una suerte de conquista silenciosa o sutil que ocurre de facto, con sólo encender un televisor o un radio, con navegar por internet o abrir una revista. Ahí está, siempre.

En este contexto, el artista de origen tibetano Gade ideó una serie en que ciertos personajes icónicos de la cultura pop, los personajes de cómics, aparecieran revestidos con las formas y colores de la iconografía tradicional tibetana, como si se tratara de budas, monjes y deidades de esa cosmogonía.

18lvc4icpjykajpg

18lvc4ico6phdjpg

h

En parte Gade tuvo la idea para esta serie cuando, según su testimonio, visitó Pazi, un pequeño poblado en las faldas del monte Xishabangma, en los Himalayas, en donde los niños llevaban mochilas con la figura de Mickey Mouse y bebían Coca-Cola.

Si esto sucede en una ciudad de centenas de habitantes a más de 8 mil metros de altura sobre el nivel del mar, sin duda la cultura pop es un asunto de interés e importancia.

Te podría interesar:

¿Podemos aceptar socialmente que los adolescentes tienen vidas sexuales activas?

Por: pijamasurf - 05/04/2015

Los adolescentes no sólo no piden permiso para ejercer su sexualidad, sino que los problemas derivados de ella son consecuencia directa de falta de información sobre sexo pero primordialmente, sobre el contexto de las relaciones personales

purity2

¿Dónde tienen sexo los adolescentes? ¿Saben cuidarse de enfermedades sexualmente transmitidas y están familiarizados con la noción de "consenso"? ¿O sería posible afirmar que los adolescentes, hombres y mujeres, se abstendrán de tener relaciones sexuales hasta el matrimonio si sus padres se los ordenan y el gobierno actúa como si el sexo no existiera? El sexo adolescente ocurre, pese a quien le pese, y Amy Schalet es una socióloga experta en ello.

En su libro Not Under My Roof: Parents, Teens, and the Culture of Sex, Schalet analiza comparativamente los datos disponibles sobre sexualidad juvenil en Holanda y Estados Unidos. Aunque similares en riqueza y niveles educativos de la población, son los países que registran respectivamente la mayor y una de las menores tasas de embarazo en países occidentales.

No se trata sólo de embarazos: Schalet encontró también que los adolescentes en Estados Unidos contraen 1/4 parte de todas las enfermedades sexualmente transmitidas en el país. Para explicar las disparidades, Schalet comparó los programas de educación sexual en ambos países, además de las particularidades culturales del trato cotidiano con el sexo.

love waits

"En Holanda", escribe Schalet, "uno de los programas de educación sexual más famosos se llama 'Larga Vida al Amor' (Long Live Love), o se les llama 'lecciones de relaciones'", lo que indica un acercamiento menos abstracto a las relaciones sexuales adolescentes, considerándolas primariamente como relaciones. También existen "charlas sobre orientación sexual que se publicitan con cosas como '¿Con quién vas a querer despertar en la mañana?'".

En Estados Unidos, por su parte, el sexo adolescente es demonizado por las instituciones religiosas a favor de la virginidad, e incluso parodiado por el gobierno y los medios de comunicación con fines de refuerzo ideológico. Los reality shows sobre adolescentes embarazadas en MTV fueron populares porque su público en serio estaba reforzando los complejos heredados de la educación puritana durante la niñez. En el currículo escolar, 37 estados tienen algún tipo de énfasis sobre el concepto de "abstinencia" en las clases, pero sólo 19 requieren tocar el tema de los anticonceptivos y el sexo seguro cuando los alumnos "aprenden" sobre VIH.

Si el gobierno de Estados Unidos en sí mismo parece ser enemigo del sexo adolescente, existen "movimientos de pureza" que buscan enviar un mensaje antisexo aún más radical. El evento "Choose Purity" (elige pureza) se llevó a cabo en Las Vegas, fue organizado por integrantes del departamento de policía y asistieron 125 familias. Ahí se les mostró entrevistas con "chulos" y prostitutas, aprendieron sobre la trata de blancas y se les enseñó imágenes de personas usando drogas. Hay obras de teatro donde las adolescentes tienen sexo, terminan como prostitutas y mueren por las ETS contraídas. Un diario local escribió que "los monólogos concluyeron con cada chica sobre una camilla dentro de una bolsa".

[caption id="attachment_94792" align="aligncenter" width="620"]Purity ball (via parentsinfo.co.uk) Purity ball (via parentsinfo.co.uk)[/caption]

No todos los eventos son tan dramáticos. También existen los "bailes de pureza", que provienen de la tradición del padre bailando con sus hijas adolescentes, como los XV años en México. La diferencia en los bailes de pureza es que concluyen con el intercambio de votos entre padre e hija, donde estas le sacrifican su pureza al padre y prometen no tener relaciones sino hasta el matrimonio. Niñas de 5 años son suficientemente grandes para participar. 

El caso holandés es interesante, afirma Schalet, porque existió una lucha social para que la píldora anticonceptiva estuviera disponible para los jóvenes, así como para dar a la educación sexual un énfasis en educación, enfatizando el rol de las relaciones humanas en cada momento de la vida. El aborto está despenalizado. No se asocia el sexo durante la adolescencia a "vidas destruidas" o "embarazos no deseados" y la vida sexual comienza a los 17 años, al igual que en Estados Unidos, sólo que en el domicilio familiar.

La información puede ser una salvación o un arma de amenaza: la experiencia comparada entre la educación sexual impartida en Holanda y en Estados Unidos indica que no se puede amedrentar a los jóvenes para que no se interesen sexualmente en otros. Podría parecer una conclusión obvia, pero a juzgar por las altas tasas de embarazos no deseados, y la concentración de enfermedades de transmisión sexual dentro de los adolescentes de EU, parece que los padres y el gobierno no se han dado cuenta.