*

X

Regula tus niveles de melatonina con la luz de esta lámpara

Por: pijamasurf - 03/27/2015

Luminarium surge para imitar la luz del Sol y regular los niveles de melatonina que perdemos bajo el influjo de la luz artificial

 luminarium-1

Uno de los grandes problemas de la modernidad es que hemos olvidado cómo vivir bajo los ciclos normales del día y la noche. La iluminación artificial, tan imprescindible en estos tiempos, modifica nuestra secreción de melatonina (la hormona que regula nuestro ciclo de sueño) hasta llegar a causarnos daños físicos o emocionales (como depresión o insomnio). Pese a que volver a vivir bajo un ciclo natural es casi imposible de realizar, el diseñador italiano Stefano Petregato ha creado una alternativa que promete conciliar esta dicotomía.

Luminarium es una lámpara que replica el movimiento del Sol en ciclos de 12 horas. Cuando “sale el Sol”, tres bulbos fluorescentes recrean la calidez y el brillo del amanecer; en el transcurso del día, la luz cambia de cálida a fría hasta alcanzar su punto más alto y luego vuelve a cambiar a tonos cálidos mientras "el Sol se mete”. Petregato lo llama “halo de luz”, y es, en efecto, una bellísima representación de la esfera solar en movimiento dentro de una habitación. La función de la lámpara es precisamente regular los niveles de serotonina que produce el cuerpo bajo la luz natural y evitar el mal funcionamiento de nuestros niveles de hormonas.

Además de ayudar al cuerpo a regresar a la naturaleza sin dejar la vida de oficina o los horarios personales de vigilia, Luminarium es un objeto elegante y delicado que abastece de sol tu espacio. 

Te podría interesar:

¿A qué edad nuestro cerebro alcanza su desarrollo máximo?

Por: pijamasurf - 03/27/2015

Un estudio reciente revela que, a diferencia de otras partes de nuestro cuerpo, el cerebro podría tener distintos momentos de auge a lo largo de nuestra vida

brEn varios ámbitos nuestro cuerpo se desarrolla físicamente hasta alcanzar un punto máximo, después de lo cual comienza a decaer. Hay una edad para la madurez sexual idónea, también para la fortaleza muscular y para la salud ocular, y aunque en muchos de estos casos se trata de momentos que se pueden identificar con facilidad, en otros dicho parámetro es controvertido. Por ejemplo, con el cerebro.

Hasta ahora no existe una edad que se pueda señalar como el punto en que el cerebro humano alcanza su apogeo. Ya Aristóteles, en sus célebres Problemas, se preguntaba por qué el aprendizaje era más sencillo en edades tempranas y aún en la juventud y mucho más complicado para los viejos, algo que por momentos parece una regla, salvo cuando conocemos a personas mayores que sin mayores problemas manejan una computadora o aprenden un nuevo idioma.

En una investigación reciente, los psicólogos Joshua Hartshorne y Laura Germine examinaron a casi 22 mil personas que realizaron distintas pruebas en el sitio TestMyBrain, las cuales están enfocadas a ejercitar capacidades cognitivas como la memoria o el pensamiento lógico.

Al analizar la información colectada, Hartshorne y Germine notaron que había ciertas divergencias en la relación entre el tipo de prueba realizada y la edad de las personas que habían obtenido los mejores resultados. Así, por ejemplo, en pruebas de memoria a corto plazo, los mejores eran personas de entre 20 y 30 años, después de lo cual dicha habilidad ya no es tan buena como solía ser; en contraste, si se trataba de reconocer una emoción sólo por una imagen, los mejores eran personas de entre 40 y 50 años.

Entre otras conclusiones, estos resultados sugieren que nuestro cerebro tiene distintos momentos de auge, dependiendo tanto de la capacidad cognitiva que se examine como de la propia historia de vida de cada persona.