*

X

Regula tus niveles de melatonina con la luz de esta lámpara

Por: pijamasurf - 03/27/2015

Luminarium surge para imitar la luz del Sol y regular los niveles de melatonina que perdemos bajo el influjo de la luz artificial

 luminarium-1

Uno de los grandes problemas de la modernidad es que hemos olvidado cómo vivir bajo los ciclos normales del día y la noche. La iluminación artificial, tan imprescindible en estos tiempos, modifica nuestra secreción de melatonina (la hormona que regula nuestro ciclo de sueño) hasta llegar a causarnos daños físicos o emocionales (como depresión o insomnio). Pese a que volver a vivir bajo un ciclo natural es casi imposible de realizar, el diseñador italiano Stefano Petregato ha creado una alternativa que promete conciliar esta dicotomía.

Luminarium es una lámpara que replica el movimiento del Sol en ciclos de 12 horas. Cuando “sale el Sol”, tres bulbos fluorescentes recrean la calidez y el brillo del amanecer; en el transcurso del día, la luz cambia de cálida a fría hasta alcanzar su punto más alto y luego vuelve a cambiar a tonos cálidos mientras "el Sol se mete”. Petregato lo llama “halo de luz”, y es, en efecto, una bellísima representación de la esfera solar en movimiento dentro de una habitación. La función de la lámpara es precisamente regular los niveles de serotonina que produce el cuerpo bajo la luz natural y evitar el mal funcionamiento de nuestros niveles de hormonas.

Además de ayudar al cuerpo a regresar a la naturaleza sin dejar la vida de oficina o los horarios personales de vigilia, Luminarium es un objeto elegante y delicado que abastece de sol tu espacio. 

Reflexiones de un sadhu (hombre santo de la India)

Por: pijamasurf - 03/27/2015

Por primera vez un sadhu acepta abrir su historia y esta se plasma en una cimbrante autobiografía

_66055141_american-rampuri1

En el misticismo hindú, el sadhu (sādhu, del sánscrito “buen hombre”, “hombre santo”) ocupa un lugar especial. A medio camino entre el asceta y el yogui, él se caracteriza por una vida errabunda y solitaria, enfocada en la búsqueda persistente y casi exclusiva de la liberación. Las ropas en tonos ocres, que simbolizan su voluntad de renunciación (sanyāsa), distinguen a estos monjes de otros.

La sobriedad, hasta cierto punto hermética, que caracteriza a estos hombres santos empapa de misterio su vida y sus actos. Y por eso, un documento impreso hace un par de años adquirió tal valor: nos abre las puertas a la vida de un sadhu. 

NewImage_2

Hace poco, un sadhu de nombre Rampuri, perteneciente desde hace varias décadas a la orden de los Naga Babas, dio a la imprenta un relato autobiográfico que subtituló Un viaje por la India mística. Gracias a este texto tenemos una idea de cómo es el camino de un monje asceta hacia la liberación de la mente.

Entre la voluntad didáctica y la atmósfera característica del misticismo hindú, Rampuri va trazando ese camino no siempre claro pero sí lleno de certeza, trenzado netamente con su propia vida:

Uno de esos días, el mundo de 10 años de Hari Puri Baba cambió. Encantado por el baba, y siempre un cabeza dura, el niño decidió seguir a Sandhya Puri Baba. Él no quería convertirse en un astrólogo, diciéndole a los demás qué hacer. Quería ser libre como el viento, vagando de aquí para allá, aprendiendo y practicando siddhis como Sandhya Puri Maharaj. Las lágrimas de su madre no pudieron detenerlo (con todo, su madre le dio su permiso y su bendición para irse), y su padre, impresionado por Sandhya Puri Baba, coligió que si su hijo sería un sadhu, entonces al menos tendría la disciplina de un gran santo.

A lo largo del relato surgen ideas y conceptos que quizás pueden ya ser conocidos pero quedan vivificados por la experiencia directa de Rampuri, para quien significaron realidades materiales y espirituales.

om purnamadah purnamidam

purnat purnamudacyate

purnasya purnamadaya

purnameva vasisyate

om shanti shanti shantih !

 

(«Eso es todo, esto es todo.

Del todo, el todo se manifiesta.

Cuando el todo se toma del todo,

¡el todo permanece!»)