*

X

Mujer feminista decide abortar sólo porque su futuro hijo sería hombre

Salud

Por: pijamasurf - 02/11/2015

Por considerar insoportable que un hombre más llegara a este mundo, una mujer decidió interrumpir su embarazo

ecografia

¿Hasta dónde puede llegar una persona que cree en una idea y parece dispuesta a todo para volverla realidad? Hay personas que han muerto por defender lo que creen, otras han sido encarceladas y torturadas, otras más han entregado su vida de diversos modos a eso en lo que creen fervientemente.

En uno de esos casos extremos en que la creencia parece convertirse más bien en fanatismo, este día ha corrido la noticia de una mujer que aseguró haber abortado cuando se enteró del sexo de su hijo: hombre.

La información al respecto surgió del sitio Injustice Stories, en donde una mujer identificada como Lena escribió este texto en donde dio a conocer su decisión y las razones que tuvo para tomarla o, mejor dicho, la razón, en singular, porque esta se debe casi exclusivamente a su firme convicción feminista. Esto fue, en parte, lo que escribió la mujer:

No odio a los hombres. Odio el patriarcado, en qué se convierten los hombres e incluso algunas mujeres. No iba a dejar que eso le sucediera a mi progenie, y las probabilidades eran mayores si fuera un hombre. Era inaceptable. Si la maldición regresa, haría exactamente lo mismo, una y otra vez.

No obstante, este suceso parece ser un hoax por parte del sitio original. En el mismo se publicaron sólo partes clave que alteraron la historia original de la supuesta chica llamada Lena. Por ejemplo, se dijo que ella era una mujer desempleada que viajaba por el mundo; cuando, en realidad, ella se refería a que, a pesar de la ausencia de una carrera profesional, sus experiencias la han llevado a diferentes partes del mundo para continuar luchando contra el machismo. 

¿Quieres tener un corazón sano? Cuida la calidad (y duración) de tus relaciones amorosas

Salud

Por: pijamasurf - 02/11/2015

Un poco como si el sentido figurado acertara en la realidad, varios estudios confirman que la salud cardíaca está relacionada directamente con la calidad sentimental de las relaciones amorosas
[caption id="attachment_91595" align="aligncenter" width="565"]Patti Smith and Robert Mapplethorpe 1969 Patti Smith y Robert Mapplethorpe, Norman Seeff (1969)[/caption]

La creencia popular, casi desde siempre, es que el amor guarda una relación estrecha con el corazón, como si este músculo fuera el asiento tanto de las relaciones como de los efectos de estas cuando se involucra dicho sentimiento. Alguien nos gusta y nuestro corazón late tan sólo de ver a esa persona, o terminamos una relación y entonces sentimos cómo el corazón se nos parte en mil pedazos.

Curiosamente, puede ser que estas metáforas tengan cierto ápice de realidad, pues una investigación reciente sugiere un vínculo entre la calidad de las relaciones amorosas y la salud cardíaca.

Hace unos días, Hui Liu y Linda Waite, profesoras de sociología en la Universidad Estatal de Michigan y la Universidad de Chicago respectivamente, publicaron un estudio en el que después de examinar información de casi 1,200 hombres y mujeres casados de entre 57 y 85 años de edad encontraron, por un lado, que un matrimonio saludable fortalece la salud del corazón pero, por otro, que envejecer juntos agudiza ciertas enfermedades como la hipertensión o la taquicardia por los problemas emocionales que conlleva un vínculo emocional de este tipo.

Asimismo, esta investigación sostenida por casi 5 años notó que dicho fenómeno es más común en las mujeres, al parecer porque existe en ellas cierta tendencia a internalizar sus emociones y sentimientos y, por lo mismo, sentirse más deprimidas que los hombres.

El enigma, quizá, es cómo tener una relación de largo aliento y fuerte compromiso sin que esto tenga efectos adversos para el bienestar. Y quizá eso merecería otra investigación exhaustiva.