*

X

Profesora de Harvard advierte que pronto mosquitos drones extraerán tu ADN para el gobierno

Política

Por: pijamasurf - 01/27/2015

Científicos ven acercarse un estado de vigilancia biométrica orquestada por drones miniatura, en una señal más del fin de la privacidad

32589dronemosquito

En la siguiente prueba de la consolidación de la tecnocracia de supervigilancia ciudadana, la profesora de Harvard Margo Seltzer anunció ante líderes mundiales en Davos, que la privacidad está muerta y predijo que en el futuro cercano robots del tamaño de mosquitos perpetuamente monitorearán a los ciudadanos, al punto de recolectar su ADN y otra información biométrica para los gobiernos y corporaciones. Por si te parecían molestos los mosquitos, el futuro parece ser más insidioso de lo que pensabas, y es que, ¿cómo distinguir el zumbido de un mosquito --sonido que en inglés se llama "drone"--- de un dron?

Seltzer dijo: "La privacidad como la conocimos en el pasado ya no es posible... No se trata de si va a pasar o no, ya está sucediendo. Vivimos ya en un estado de vigilancia". Sophia Roosth, también de Harvard, advirtió que nos acercamos a lo que llamó una era de "macartismo genético", aludiendo a la práctica atribuida al General McCarthy de hacer acusaciones sin la evidencia necesaria y sobre todo, utilizar técnicas invasivas para investigar y limitar el disentimiento. Otro panelista en el mismo foro, Anthony Goldbloom, hizo quizás la declaración más funesta, argumentando que a los jóvenes ya nos les importa la vigilancia y están perfectamente dispuestos a cambiar la privacidad por la conveniencia. Algo que suena demasiado cerca a las distopías de Philip K. Dick, pasando antes por Orwell.

La profesora de Harvard agregó que los drones miniatura podrían ser utilizados también para cosas más positivas, incluyendo la posibilidad de que sean enviados a "combatir los gérmenes" en un campamento afectado por el Ébola.

 

Histórico discurso del Papa Francisco sobre el cambio climático condenará la explotación de la naturaleza

Política

Por: pijamasurf - 01/27/2015

Se espera que la nueva encíclica papal, que alerta sobre los peligros de destruir la naturaleza, revolucione el debate sobre el cambio climático

Pope Francis arrives to lead the weekly general audience in Saint Peter's Square at the Vatican

Este jueves se espera que el Papa Francisco dé a conocer una histórica encíclica en la que pondrá de manifiesto su rechazo a "la tiránica explotación de la naturaleza" y alertará sobre los peligros del cambio climático producido por el hombre. The Guardian, anticipando la intervención, considera que la carta papal podría modificar el debate sobre el cambio climático e impulsar una nueva ola de acción y reflexión.

Un sondeo entre diferentes miembros destacados de la Iglesia Católica sugiere que el discurso del Papa girará alrededor de que el problema ecológico es sobre todo un problema ético y antropológico y que "no será la tecnología o la ciencia lo que nos salvará", sino que es indispensable un cambio ético e incluso espiritual. Se espera que el Papa también se refiera a la enorme desigualdad que existe en el mundo y condene el desperdicio de alimentos y la explotación irresponsable de los recursos, fiel al espíritu franciscano de cercanía a la naturaleza

Según recupera The Guardian, el Papa podría haber adelantado el cariz de su pensamiento el año pasado cuando dijo:

Un sistema económico basado en el dios del dinero necesita saquear la naturaleza para sostener el frenético ritmo de consumo inherente a él. Creo que la cuestión que no nos estamos preguntando es: ¿acaso la humanidad no está cometiendo suicido con este uso tiránico e indiscriminado de la naturaleza? Salvaguardemos la creación, porque, si la destruimos, ella nos destruirá a nosotros. Nunca olvidemos esto.

Estas últimas oraciones muestran una lucidez de gran relevancia en cuanto a los temas más importantes de la actualidad política, algo que algunos han creído ver como una constante en el pontífice argentino.

La encíclica del Papa tendrá una enorme difusión: se publicará en cinco idiomas simultáneamente y será enviada a los 5 mil obispos católicos; esperemos que, en esto sí, el Vaticano siga teniendo autoridad y poder de convencimiento. Los antecesores del Papa Francisco no habían hecho patente su rechazo del cambio climático y de la acción humana que lo genera.

Como analizamos antes en este artículo, el problema actual parece tener que ver con que nuestra conciencia e integración al planeta no esta al nivel de nuestra tecnología.