*

X
Como todos los años, el 2014 nos trajo finas destilaciones musicales condensadas en unos cuantos discos que mal haríamos en olvidar; aquí algunos de ellos

 eo6c2j

Aunque este año no tuve la suerte de decenas de álbumes de fina estirpe, algo que me revela un aspecto de lo que fue para mí (y quizá para muchos) el 2014, tampoco puedo negar que a lo largo de estos 12 meses escuché pasar más de un álbum que me acompañará el resto de la vida (lo que sea que eso signifique).

En todo caso me temo que en esta ocasión no será un top 10 o un top 20 el modelo que guíe este ya consolidado ritual anual –cuyas ediciones anteriores puedes consultar aquí: 20102011, 2012 y 2013–, sino simplemente una breve lista con algunos discos que brillaron particularmente, para mí, en este año.

Así que tras agradecer a los dioses sonoros las mieles que derramaron sobre nosotros durante este año, o su equivalente en una filosofía atea, pasemos a este listado de recomendaciones:

Reachy Prints - Plaid 

La alta costura del IDM tuvo en Plaid a su mejor embajador durante este año. Este álbum confirma una vez más la extraordinaria calidad del dúo británico.  

* Leer reseña completa

 

Dogs - Kim Hiorthoy

Luego de 7 años en silencio, este lúcido noruego regresó con un disco de fina hechura, sin duda entre lo mejor del año. 

* Leer reseña completa

 

Teenage - Bradford Cox

El brillante niño raro de Georgia (quien encabeza los proyectos Deerhunter y Atlas Sound), musicalizó el documental de Matt Wolf, resultando una esplendida pista sonora que, independientemente de Teenage, por si sola es un deleite narrativo.

 

Mahler Remixed - Fennesz

Este experimentado alemán, guitarrista y explorador sonoro, se abocó a la compleja misión de recontextualizar el trabajo del brillante compositor del siglo XIX. El resultado fue exquisito. 

* Leer reseña completa

 

Syro – Aphex Twin

La complejidad mental-musical de este británico irrumpió en 2014, luego de 13 años de no estrenar un álbum de estudio, con Syro.

* Leer reseña completa

 

 

Chapel Floor - Aaron Martin

Con este álbum, el destacado chelista y compositor nos sumerge en la reverberante melancolía de su instrumento. 

* Leer reseña completa

 

* Mención honorífica:

La estrella dormida – Federico Durand

Obra del argentino que desde 2010 nos ha convidado con un sutil cúmulo de evanescente ambient, este álbum es un pequeño prisma sonoro que vale la pena guardar cerca de nosotros.   

 

Twitter del autor: @ParadoxeParadis

 

Te podría interesar:

Arqueólogos descubren la mítica tumba de Osiris, "señor de la vida después de la muerte"

Por: pijamasurf - 12/31/2014

Arqueólogos españoles e italianos encuentran una importante tumba en Luxor donde se representa al dios de la vida después de la muerte, Osiris

Tomb-of-Osiris-luxor-egypt

Una excavación conjunta de arqueólogos españoles e italianos ha encontrado una réplica de la tumba del dios Osiris en Luxor, Egipto, según informó el gobierno de ese país.

El descubrimiento de esta tumba muestra el diseño conocido como el Osireion, construido bajo la orden del faraón Seti I, quien reinó alrededor del año 1290 a.C. El complejo funerario es parte de la Necrópolis de los Nobles de Luxor.

Según informa RTVE la codirectora de la misión, Milagros Alvárez, dijo: "Es una tumba única en la Necrópolis Tebana, ya que reúne todas las características de la tumba mitológica de Osiris" y añadió que es importante "porque las cámaras funerarias contendrían difuntos que durmieron su sueño eterno bajo el dios de los muertos, Osiris". Se encontraron, dentro de las cámaras sepultadas a 9 y 6 metros de profundidad, decoraciones de demonios que sostienen en sus manos cuchillos para defender al cuerpo del difunto en su viaje por el inframundo hacia la vida eterna.

El mito de cómo Osiris se convirtió en el dios del inframundo está envuelto en un profundo misterio iniciático. Despedazado por su oscuro hermano Set, el cuerpo de Osiris fue tirado al Nilo. La diosa Isis recuperó 13 pedazos del cuerpo de su amante, faltándole sólo su falo, que había sido devorado por un pez. Isis entonces tuvo que fabricarle un miembro de oro puro a Osiris lo cual es un símbolo alquímico de su perfeccionamiento. Con este falo áureo logró cruzar el inframundo  y cobrar vida eterna. Isis luego dio a luz a Horus, fruto del falo encantado, quien destruyó a Set, marcando un nuevo eón en el reino de la luz. 

También en Pijama Surf: La historia del falo perdido de Osiris en Hollywood (una historia de alquimia detectivesca)