*

X

Estás consciente sólo 5% del día: hoy es buen momento para reprogramar tu mente (VIDEO)

Por: pijamasurf - 12/30/2014

Somos el resultado de nuestros primeros 7 años de educación, pero no tenemos que pasar el resto de nuestra vida siendo rehenes de ideas ajenas

El doctor Bruce H. Lipton es un importante divulgador de la experiencia consciente. Puede parecer una obviedad, excepto cuando tomamos en cuenta el hecho de que pasamos sólo 5% de nuestro día a día en la mente consciente; el otro 95% lo pasamos en "la programación", en el contenido automatizado de la mente, o por decirlo así, en piloto automático.

En su intervención de UPLIFT 2014 (cuyo extracto puede verse en inglés en el video anterior), Lipton se encarga de decirnos de manera convincente que la principal función de nuestra mente es hacer que nuestras creencias y preconceptos se transformen en "realidad" coherente.

Si pensamos que la realidad es un constructo complejo del que participamos solamente 5% del tiempo es más fácil comprender por qué la educación, la ideología y los valores familiares y sociales juegan un papel tan preponderante en nuestra vida; en realidad pasamos la mayor parte de nuestra vida ejecutando un "software espiritual" que no nos pertenece o que no hemos hecho nuestro, que no hemos cuestionado.

Esta introducción es una buena oportunidad para pensar cuántos aspectos de nuestras vidas en realidad pasan a través de nosotros sin que nos demos cuenta: nuestros gustos, nuestras aversiones, nuestras "ideas", nuestras ocurrencias, en fin, nuestra experiencia subjetiva de vida, en realidad es parte del programa educativo y sociocultural en el que fuimos formados. Pero si pensamos por un momento que nuestra mente tiene la capacidad de aprender y reprogramarse, podemos comenzar a borrar de nuestro sistema operativo todo aquello que no nos pertenece, que no nos beneficia, y que no ayuda a la evolución individual y colectiva de la que somos parte.

Te podría interesar:
Como todos los años, el 2014 nos trajo finas destilaciones musicales condensadas en unos cuantos discos que mal haríamos en olvidar; aquí algunos de ellos

 eo6c2j

Aunque este año no tuve la suerte de decenas de álbumes de fina estirpe, algo que me revela un aspecto de lo que fue para mí (y quizá para muchos) el 2014, tampoco puedo negar que a lo largo de estos 12 meses escuché pasar más de un álbum que me acompañará el resto de la vida (lo que sea que eso signifique).

En todo caso me temo que en esta ocasión no será un top 10 o un top 20 el modelo que guíe este ya consolidado ritual anual –cuyas ediciones anteriores puedes consultar aquí: 20102011, 2012 y 2013–, sino simplemente una breve lista con algunos discos que brillaron particularmente, para mí, en este año.

Así que tras agradecer a los dioses sonoros las mieles que derramaron sobre nosotros durante este año, o su equivalente en una filosofía atea, pasemos a este listado de recomendaciones:

Reachy Prints - Plaid 

La alta costura del IDM tuvo en Plaid a su mejor embajador durante este año. Este álbum confirma una vez más la extraordinaria calidad del dúo británico.  

* Leer reseña completa

 

Dogs - Kim Hiorthoy

Luego de 7 años en silencio, este lúcido noruego regresó con un disco de fina hechura, sin duda entre lo mejor del año. 

* Leer reseña completa

 

Teenage - Bradford Cox

El brillante niño raro de Georgia (quien encabeza los proyectos Deerhunter y Atlas Sound), musicalizó el documental de Matt Wolf, resultando una esplendida pista sonora que, independientemente de Teenage, por si sola es un deleite narrativo.

 

Mahler Remixed - Fennesz

Este experimentado alemán, guitarrista y explorador sonoro, se abocó a la compleja misión de recontextualizar el trabajo del brillante compositor del siglo XIX. El resultado fue exquisito. 

* Leer reseña completa

 

Syro – Aphex Twin

La complejidad mental-musical de este británico irrumpió en 2014, luego de 13 años de no estrenar un álbum de estudio, con Syro.

* Leer reseña completa

 

 

Chapel Floor - Aaron Martin

Con este álbum, el destacado chelista y compositor nos sumerge en la reverberante melancolía de su instrumento. 

* Leer reseña completa

 

* Mención honorífica:

La estrella dormida – Federico Durand

Obra del argentino que desde 2010 nos ha convidado con un sutil cúmulo de evanescente ambient, este álbum es un pequeño prisma sonoro que vale la pena guardar cerca de nosotros.   

 

Twitter del autor: @ParadoxeParadis