*

X

La sorprendente precisión de los testículos en las esculturas griegas: un desafío a la masculinidad (FOTOS)

Por: pijamasurf - 10/14/2014

Con su serie "Marbles", la fotógrafa londinense Ingrid Berthon-Moine nos descubre un rincón olvidado de la escultura griega clásica: los testículos, un detalle que revela la idea de masculinidad que se tenía en dicha cultura

La Grecia clásica se considera, hasta ahora, uno de los momentos culturales más elevados de la civilización humana. Al menos para Occidente, el trabajo intelectual todavía abreva de esa fuente: la filosofía, la literatura y algunas otras artes como la pintura o la escultura tienen en la cultura griega un referente obligado.

En materia escultórica hay ciertas efigies que pertenecen igualmente a nuestra herencia colectiva, en parte, es cierto, gracias al filtro renacentista, cuyos artistas retomaron los cánones griegos para fijarlos ya indeleblemente en ese archivo compartido que llamamos cultura universal o general.

Los frisos, el Laocoonte y sus hijos que se encuentra en el Museo del Vaticano, la Victoria de Samotracia que resguarda el Louvre y algunos otros sobrevivientes, nos hacen ver que los griegos consiguieron un dominio increíble del cincel sobre el mármol, representando con una fidelidad extraordinaria la figura humana.

Sin embargo, es posible que no tengamos memoria para un detalle peculiar: los testículos de los esculpidos. Una exquisitez en la cual la fotógrafa inglesa Ingrid Berthon-Moine encontró un motivo de asombro y curiosidad.

Como frecuentemente sucede con la creación artística, una decisión estética habla mucho tanto del artista como de la época a la que este pertenece. ¿Por qué Fernando Botero eligió la obesidad de sus personajes como elemento distintivo de su estilo? ¿Por qué El Greco alargó las figuras humanas hasta límites inverosímiles? ¿Por qué el gesto extático es tan importante en Bernini? ¿Por qué los griegos esculpieron testículos tan “pequeños y tensos”?

A partir de su proyecto fotográfico, Berthon-Moine encontró un contraste enigmático entre una cultura masculina de la Grecia clásica y, por otro lado, la preferencia de los escultores por cuerpos con testículos pequeños. Esto en parte podría explicarse por el amor a la precisión y la fidelidad en la representación anatómica (algo de lo cual carecemos en nuestra época, ahora que lo común es la exageración y la desmesura).

Sorpresivamente, la serie de Berthon-Moine —titulada, por cierto, Marbles, un juego de palabras con la palabra en inglés para “mármol” y el uso que a esta misma se le da en slang para testículos— ha tenido una recepción favorable, algo que la fotógrafa atribuye al interés de ciertos sectores por deconstruir la identidad masculina de Occidente.

Nobel de Economía 2014 advierte sobre el peligro de los monopolios

Por: pijamasurf - 10/14/2014

Jean Tirole, de 61 años, es uno de los galardonados más jóvenes del Nobel de Economía, y su trabajo ha servido para crear políticas públicas en materia de regulación de competencia utilizando la teoría de juegos

NOBEL-ECONOMICS-FRANCE-AWARDEl economista y profesor francés Jean Tirole, de 61 años, ha recibido el Premio del Banco de Suecia en Ciencias Económicas en memoria de Alfred Nobel (conocido popularmente como el Nobel de Economía) por el importante análisis que ha realizado sobre "la potencia del mercado y la regulación", así como para prevenir a los gobiernos, en su papel de reguladores, sobre el fomento de prácticas monopólicas en las grandes corporaciones.

“La mejor regulación o política en materia de competencia debe ser cuidadosamente adaptada a las condiciones específicas de cada sector. Jean Tirole ha presentado un marco general para concebir esas políticas y las ha aplicado a diversos sectores, que van desde las telecomunicaciones a la banca”, destacó la academia sueca.

Antes de los análisis de Tirole sobre monopolios utilizando la teoría de juegos, los reguladores y gobiernos aplicaban límites de precios para compañías monopólicas, lo que a la larga podía generar deficiencias en la calidad de los servicios.

Tirole apoya la liberalización y privatización de servicios públicos pues para él la competencia puede generar menores precios, impactando positivamente a los consumidores; sin embargo, su trabajo también prevee que, en un mercado de empresas globales, los gobiernos deben establecer autoridades globales para supervisar su funcionamiento.

"Si se los deja sin regular, esos mercados usualmente producen resultados indeseados por la sociedad: precios más altos que los motivados por los cotos o empresas improductivas que sobreviven bloqueando el ingreso de otras nuevas o más productivas", dijo Tirole en alguna ocasión. Su análisis tampoco ha sido ajeno al papel de Google y otras grandes corporaciones de prácticas monopólicas en entornos web.

Algunos economistas han advertido que una lectura más atenta del trabajo de Tirole pudo haber prevenido o minimizado los efectos de la crisis económica de 2007, al plantear recomendaciones sobre la función de los reguladores para minimizar el riesgo en mercados donde los participantes (como en el caso de los bancos) están estrechamente interconectados.

Tirole también ha dicho que “Francia necesita modernizarse para dar más oportunidades a los jóvenes”, a la vez que es necesario “modificar el mercado de trabajo" para ayudarlos.

Este premio fue establecido en 1968 y entrega 1.1 millones de dólares al ganador, siendo Tirole seis años más joven que el promedio de ganadores, y el primer no estadounidense desde 1999.