*

X

Anuncian resultado del mayor estudio científico realizado sobre la vida después de la muerte

Por: pijamasurf - 10/07/2014

Tras 4 años de investigaciones, documentan 240 casos de personas que experimentaron estar conscientes mientras se encontraban clínicamente muertas

Life After Death Main Thumb

A pesar de que hasta hace no mucho la posibilidad de que haya vida después de la muerte era un tema exclusivamente analizado por investigadores de lo paranormal y desestimado por la ciencia, afortunadamente algunos científicos han mantenido su mirada en este fenómeno. Lo anterior resultó en que, tras cuatro años de investigaciones, recién se ha publicado el mayor estudio médico relacionado con el tema, y los resultados son intrigantes. 

Investigadores de la Universidad de Southampton examinaron los casos de 2 mil personas que han experimentado paros cardíacos mientras se encontraban en alguno de 15 hospitales de Estados Unidos, Austria y Reino Unido. Luego de analizar cada caso, encontraron que 40% de las personas que "revivieron" después de unos instantes de haber estado clínicamente muertas, relataron que durante esos momentos estuvieron de algún modo conscientes. 

El doctor Sam Parnia, actualmente en la State University of New York y quien en su momento encabezó esta investigación, advirtió en una entrevista recogida por el Telegraph sobre uno de los casos más extremos entre los que fueron registrados:

Sabemos que el cerebro no puede funcionar cuando el corazón ha cesado de latir. Pero en este caso la conciencia parece haberse mantenido por 3 minutos mas en un período en el que el corazón ya no estaba latiendo, a pesar de que normalmente el cerebro se apaga tras 20 o 30 segundos de haber parado el corazón. 

El doctor se refirió así al caso de un hombre de 57 años que mientras pasó 3 minutos clínicamente muerto reportó haber sentido cómo abandonaba su cuerpo y luego observado desde un extremo de la habitación cómo su cuerpo era resucitado. Lo más impresionante es que describió el movimiento del personal y los sonidos de las máquinas que ocurrieron ya estando muerto: 

Este hombre describió todo lo que ocurrió en la habitación, pero además escuchó dos beeps que emite una máquina en intervalos de 3 minutos. Así que pudimos medir cuánto duró su experiencia. Él se mostraba bastante confiado y todo lo que afirmó que le ocurrió, en realidad ocurrió. 

De los 2060 pacientes que sufrieron paros cardíacos, 330 fueron revividos y de estos, 240 advirtieron haber estado relativamente conscientes mientras se les aplicaban las labores de los médicos. 

A pesar de que, idealmente, ningún estudio científico debiese ser considerado como algo concluyente –recordando que el espíritu de la ciencia es jamás dejar de buscar nuevos límites–, esta investigación incluyó un volumen suficientemente amplio de casos, es decir de data analizada, como para ser considerada un referente fundamental dentro de este tema. De hecho, los resultados fueron tan notables que seguramente justificará nuevos estudios que aprovecharán el realizado por la Universidad de Southampton para intentar llegar un poco más allá. 

La posibilidad de la vida consciente después de la muerte, una premisa que advierten múltiples religiones, constituye uno de los más apasionantes enigmas humanos. Así que un cambio de paradigma alrededor de este fenómeno, que podría estarse inaugurando con este estudio, tendría importantes consecuencias en diferentes áreas.

 

 

Te podría interesar:

¿Seguirías usando tu smartphone aunque supieras que podría provocarte un tumor cerebral?

Por: pijamasurf - 10/07/2014

¿Dejarías de pasar tanto tiempo cerca de tu teléfono si supieras que Richard Branson (CEO del monstruo de las telecomunicaciones, Virgin) aconseja mantenerse lo más lejos posible del aparato "para que no te fría el cerebro"?

 

Vivimos en la era de los teléfonos inteligentes: el mundo de millones de personas, de diferentes estratos sociales y culturas locales, no puede comprenderse en términos de socialización sin prestar atención a la forma en la que se comunican. Pero las amenazas a la privacidad no son el único peligro del uso que hacemos hoy en día de la tecnología.

Por ejemplo, ¿qué pasaría si la leyenda urbana fuera cierta después de todo? ¿Si los teléfonos celulares fueran, en realidad, bombas de tiempo inteligentes cuyas consecuencias para la salud apenas comenzamos a apreciar, luego de que ha transcurrido una generación desde que su uso se volvió masivo (aproximadamente en 1985)?

Mobilize: A Film on Cell-Phone Radiation se presenta como un perturbador estudio no sólo de las consecuencias para la salud que tienen los teléfonos celulares (a través de entrevistas a sobrevivientes de tumor cerebral, así como a un nutrido cuerpo médico), sino del interés de las industrias de telecomunicaciones en no promover los estudios que atacan sus prácticas corporativas.

Al igual que ocurrió con el tabaco, la industria de las telecomunicaciones en Estados Unidos invierte millones de dólares en cabilderos y aportando dinero a campañas políticas con el fin de que los "supuestos" daños a la salud permanezcan entre comillas y el público ignorante.

El documental aún no se estrena, pero desde ahora podemos hacernos algunas preguntas. Documentales como este (donde se enfatizan los siniestros peligros de cosas que para muchos parecen cotidianas, como la carne, la leche, el vegetarianismo, los videojuegos, la explotación laboral, la desigualdad racial, de género, etc.) no sirven, por desgracia, para cambiar el estado de cosas. Sirven, si acaso, para informarnos y hacernos un poco más conscientes cada día de nuestra participación (colusión, complicidad) en dichas problemáticas.

Probablemente pocos de nosotros dejaremos de usar el teléfono celular a pesar de que se probara, más allá de toda incertidumbre, que su uso es dañino. El tabaco, el alcohol, la cocaína, la televisión, todas son formas de autodestrucción socialmente tolerada. Es en el usuario --no sobre el producto-- sobre quien recae la responsabilidad de sus acciones --primeramente, la de estar informado.