*

X

Nuestro universo podría estar colapsando justo en este momento

Por: pijamasurf - 12/14/2013

Científicos daneses advierten que el universo podría, en cualquier momento, desgarrarse; incluso este proceso podría ya haber comenzado.

bhtorus_esa

De acuerdo con una teoría popularmente aceptada entre astrónomos y astrofísicos, el universo se encuentra permanentemente en expansión. Esta inercia expansiva le llevaría a, literalmente, desgarrarse en algo así como 22 mil años. Tratando de profundizar en esta teoría, un grupo de investigadores de la Universidad del Sur de Dinamarca se abocó a revisar los datos y hacer nuevos cálculos. El resultado de este ejercicio es bastante divertido.

Tras analizar tres ecuaciones de la teoría anterior, incluyendo las respectivas funciones beta, los daneses se encontraron con que los cálculos estaban incompletos y, luego de completarlos, concluyeron que el posible colapso de nuestro universo es más probable de lo que se creía, y que además podría llegar mucho antes de lo pensado –de hecho, este magno suceso podría desatarse en cualquier momento.

Pero tal vez lo más emocionante de todo este contexto de apocalipsis universal es que ni siquiera estamos seguros de que este proceso no haya ya comenzado. Evidentemente, la temporalidad que rige al universo –si es que existe alguna–, tiene poco que ver con nuestras escalas, pero no por ello debería dejarnos de excitar, al menos desde una perspectiva psicopoética, la posibilidad de que justo en este instante ya esté en marcha su desgarre definitivo.   

 

Te podría interesar:

Top Ten 2013, las mejores películas

Por: Psicanzuelo - 12/14/2013

Psicanzuelo presenta el top ten list de las películas producidas durante el 2013.

Aunque no se ha terminado el año, ni ha llegado toda la producción del 2013, como 12 Años de Esclavitud  de Steve McQueen, lo que si llegó es la hora de hacer el top ten list de las mejores pelis del año según Psicanzuelo. Cabe mencionar que en gran medida fue a base de movie torrents proporcionados por el pirate bay, así que un gran agradecimiento a los muchachos suecos. Por otro lado también tienen que ver los esfuerzos de la Cineteca Nacional de México, que se ha destacado por una distribución a la altura requerida por verdaderos entusiastas al séptimo arte.

jnshorts6f-1-web

 1) La Gran Belleza (Paolo Sorrentino) es la mejor película del año. Con elocuencia nos muestra que no sólo sigue habiendo producciones como las de antes, por eso de que “¡ay!, es que ya no las hacen como antes”. Hay cosas todavía mejores que antes. Recordando los excesos de Federico Fellini, Sorrentino crea un sólido laberinto de reflexiones existenciales en travelling infinito continuo, un recuerdo de que Italia es, al vez, cuna y cementerio.

2) Color Contracorriente (Upsteam Color, Shane Carruth) Rompecabezas, río barroco al que la lógica no llega, sólo las sensaciones en oleadas de un intenso montaje que genera un puente hacia el verdadero significado de estar vivo. 

3) La Vida de Adèle (Abdellatif Kechiche) Cuando una cámara resulta tan invisible, cuando el artilugio cinematográfico es imperceptible, la verdadera magia está presente de un ejercicio impecable. El personaje que esculpe Adèle Exarchopoulos resuena más allá de cualquier frontera y lenguaje.

4) Paraíso: Esperanza (Udi Seidl) ¿Dónde nace la feminidad? Puede que lejos de casa, en algún campamento de verano donde los muros físicos se convertirán en próximas metáforas. Ed Lachman, con cinematografía simple pero contundente en sensaciones, demuestra que menos es más.

5) Spring Breakers (Harmony Korine) 16 años tuvieron que pasar para que Harmony Korine finalmente dejara claro que Gummo no fue sólo un afortunado trabajo más del talentoso director de fotografía Jean Yves Escoffier antes de morir. El tremendo ponche de colores juega e inventa lenguaje cinematográfico en pleno 2013, con las tropicales frases que estaban pendientes desde la nueva ola francesa.

6) De tal Padre tal Hijo (Kore Eda) El relato del origen es el más antiguo de todos, abre la biblia y la cierra. Una familia tiene el hijo de otra, pero más bien el hijo de la otra es su hijo. Sencillez que, de forma minimalista, aleja cualquier sentimentalismo de la pantalla y nos une con las emociones más profundas albergadas en el ser humano.

productimage-picture-a-field-in-england-regular-fit-2388

7) A Field in England (Ben Wheatley) Asombrosa puesta en escena, plataforma multimediática que inaugura nuevos caminos de distribución para estos tiempos inmediatos y globales.

8) Blue Jasmine (Woody Allen) El viejo Woody Allen nunca fue más joven, y una actriz nunca hizo surcos más profundos en el corazón del cinematógrafo desde las divas de Fassbinder, como ahora Cate Blanchett en los zapatos de Jasmine.

9) White Reindeer (Zach Clark) No pude faltar la recomendación navideña para prender la chimenea. El sólido relato deja claro, con un bajísimo presupuesto, que el dominio de los elementos en una producción, la presencia de aclamados actores, y claro una buena historia, trascienden cualquier uso de efectos especiales en la postproducción. En este caso Anna Margaret Hollyman interpreta a una reciente viuda WASP que tiene que socializar con la teibolera negra amante de su fallecido esposo, un aquelarre nocturno sin fin, con el único objetivo de olvidarlo y poder continuar con su vida.

10) Side Effects (Steven Soderbergh) Valiente denuncia a la industria farmacéutica, disfrazada de thriller negro, con ecos de película de juzgado. Así se despide Soderbergh de una industria que él mismo declara como carente de presencia creativa y que contiene un peso absoluto de interés en las ventas. 

Una mención honorífica para el documental Robamos Secretos, La Historia de Wikileaks (Alex Gibney) que expone y desenreda la leyenda, la mítica figura del australiano Julian Assange. Hace un recuento de cómo el frágil y todo poderoso Assange se vuelve un super héroe de cabello blanco y trajes elegantes. Con sus respectivos poderes otorgados por el sistema mismo, al que el se esfuerza por combatir en un juego de explotación mutua que se termina neutralizando, deja la arena plasmada para futuros combates. Y otra mención sería para El Conjuro (James Wan), que representa el regreso del creador de la exitosa saga SAW a la industria de los dólares. O cómo hay claves para reingresar al sistema que expulsa a un creador maverick. Carolyn Perron (Lili Taylor) se revuelca poseída, creando pánico en el espectador, que de verdad duda si ésta regresará por su cuerpo en algún momento.

Esta lista está conformada únicamente por películas producidas en el año en curso, 2013, y así quedan fuera varias que podrían estar dentro y que llegaron a México este año, pero que en realidad son producción del 2012, como Museum Hours, Leviathan, The Master, To the Wonder, La Gloria de las Prostitutas, The Waiting Room, o Más Allá de las Colinas, por mencionar algunas.

 

 Twitter del autor @psicanzuelo