*

X

El primer presidente municipal sin partido en México: una entrevista a Raúl de Luna Tovar

Por: Ana Paula de la Torre - 09/19/2013

Raúl de Luna Tovar se convirtió en el primer presidente municipal en lograr este puesto como candidato independiente y prescindiendo de recursos públicos

20130709_13_46_RaulDeLuna_Twitter 

 Desde 1946 la representación política en México había sido exclusiva de los partidos políticos, lo que derivaría en un exagerado poder por parte de estas organizaciones. Afortunadamente en agosto de 2012 se promulgó una reforma política que avaló por primera vez las candidaturas independientes –aunque aún falta que se concrete su reforma secundaria a nivel federal y que se faciliten verdaderamente los recursos de empoderamiento ciudadano.

 Con una reglamentación precaria y careciendo de recursos, Raúl de Luna Tovar se convirtió en el primer presidente municipal de la república en llegar a su cargo por la vía independiente, y ahora gobierna del municipio Enrique Estrada, Zacatecas. Cabe recalcar que este ex panista había sido edil del lugar en el periodo 2007-2010 y cuando en 2012, a petición de un grupo de ciudadanos, intentó contender nuevamente por el cargó desde el Partido Acción Nacional (PAN), su petición fue negada. Ante la insistencia de algunos habitantes, Luna Tovar se registró como candidato independiente.

Aunque podría cuestionarse la “ciudadanización” de un aspirante independiente que previamente buscó una candidatura partidista, este caso es interesante pues de Luna Tovar contaba con apoyo de los habitantes, aún después de haber concluido una administración –lo cual sugiere una buena labor durante su periodo. De hecho, para el ahora nuevamente presidente municipal, un candidato ciudadano es aquél que logra un cargo sin el apoyo de una estructura partidista pero con el soporte de los ciudadanos. Y lo cierto es que este caso es relevante pues de Luna llegó a la alcaldía sin contar con acceso a recursos públicos, y prescindiendo de una plataforma de campaña estructurada. Además, durante las elecciones en el municipio la participación ciudadana de elevó de un 40 a un 70%.

Presentamos una entrevista a Raúl de Luna Tovar  quien, inéditamente, estrenó un puesto público luego de ser candidato independiente:

¿Qué fue lo más difícil que vivió en la campaña como candidato independiente?

Lo más complejo es que no hubieron recursos públicos, todo lo conseguí con mis amigos, con lo poquito que tenía yo, con mi familia y  mi planilla;  había quién nos prestaba sonido, y gasolina, o quién nos cooperaba con una banda, una lona. Tenía ventaja pues la gente ya me conocía, por que había sido presidente y tenía su apoyo, por esto el requisito de recabar las firmas de 15% del padrón electoral fue relativamente sencillo, tuve un mes para ello y las conseguí en 22 días, 1,100 firmas en total cuando el mínimo era 745.

¿Cuáles son los principales obstáculos para un candidato independiente?

La falta de recursos públicos. Mi municipio es muy pequeño con 8,500 habitantes pero en uno más grande y donde el candidato no es muy conocido yo lo veo muy difícil, hay municipios donde prácticamente sería imposible participar. Otra carencia es que un candidato independiente no puede presentar una planilla de representación proporcional, si no gana carecerá de presencia en el cabildo aunque sus votos hayan sido significativos.

¿Será difícil gobernar sin el apoyo de un partido? 

Yo creo que por ser el primer presidente independiente  se me va a facilitar, pues yo veo que aquí en el estado de Zacatecas hay mucha aceptación a la candidatura independiente, el ejecutivo del estado ha manifestado en diversas ocasiones su apoyo a mi condición como primer presidente sin partido.

 ¿Qué hace a un candidato realmente ciudadano? Usted por ejemplo viene de un partido…

Yo le llamaría candidato independiente a todo aquel que carece de una estructura y un respaldo como lo tiene un partido, cuánta gente dentro estos es valiosa y nunca los toman en cuenta. Hasta hace unos años no había de otra, quien quería participar en política tenía que hacerlo desde ahí, es normal que ahora haya políticos que finalmente ven una opción diferente para participar, y es que igual puede haber buenos líderes, pero lo que les estorba es toda la estructura partidista con sus vicios, y finalmente si logras ganar como independiente sin todas las ventajas que tienen los partidos, es que la gente te apoyó y eso es un candidato ciudadano.

¿Alguna recomendación para los ciudadanos que quieran participar como candidatos independientes?

La recomendación que haría es que quien quiera participar como candidato independiente debe de estar seguro del respaldo de la gente, si no mejor ni se meta, sí debe de haber un respaldo popular, no solo una ocurrencia, tiene qué ser viable, no se arriesguen si no lo tienen.

Twitter de la autora: @anapauladelatd

 

Te podría interesar:

Aumenta número de mujeres venezolanas que mueren cada año por operarse el trasero

Por: pijamasurf - 09/19/2013

La belleza como prospecto de éxito social acarrea peligrosas consecuencias para la salud física y emocional de las mujeres venezolanas.

venezuela2

La segunda industria más redituable para Venezuela, después del petróleo, es la de la belleza: se estima que cada año las ganancias en concepto de productos de belleza y cirugías estéticas alcanzan el margen de los $2.5 mil millones de dólares. Como indican estas cifras, la belleza cuesta: lo peor es que el costo no es solamente monetario sino de salud.

La Asociación Venezolana de Cirujanos Plásticos estima que 30% de las mujeres venezolanas entre 18 y 50 años se han sometido a algún tipo de intervención para mejorar su apariencia física, en un país donde la cultura de la belleza está fuertemente ligada a la percepción de éxito y la escalada social. Debido a ello la peligrosa práctica de inyectar silicona en las nalgas ha cobrado la vida de 17 mujeres durante el último año.

Unas 2 mil mujeres se someten a la inyección del biopolímero cada mes, según datos de la AVCP, un procedimiento ilegal en Venezuela (la venta misma de la silicona puede acarrear dos años de prisión). Según Jesús Pereira, presidente de la AVCP, "el 100% de los casos se complican. Puede que tome cuatro días o 20 años", pero eventualmente el cuerpo rechazará la silicona, provocando dolorosos tumores e incluso provocando parálisis si la sustancia llega a la espina dorsal.

El procedimiento puede realizarse en casa sin ninguna supervisión médica, y una inyección cuesta en promedio $8 dólares en el mercado negro. Esta parece ser una salida tentadora considerando que las mujeres venezolanas gastan en promedio 20% de su salario anual en productos de belleza, mientras que 4 mil de ellas pasarán por el quirófano cada mes en nombre de la belleza.

VENEZUELA-BEAUTY-MISS-CONTEST

Para las activistas del grupo "NO a los biopolímeros, SÍ a la vida", las inyecciones de silicona en el trasero han sido una terrible experiencia frente a la cual desean prevenir a otras chicas, especialmente en las escuelas de bajos recursos. Astrid de la Rosa se unió al grupo luego de perder la movilidad de las piernas a causa de una inyección de silicona. De la Rosa afirmó en una entrevista que vive en una dieta de antibióticos y analgésicos, pues asegura que "es la única forma en la que puedo vivir con el dolor." 

Venezuela tiene la reputación de tener a las mujeres más hermosas del mundo; incluso mantienen el récord mundial Guiness del país con más títulos de Miss Universo en la historia. Irene Saez, Miss Universo de 1981, contendió en 1998 contra el difunto Hugo Chávez por la presidencia del país, lo que da una idea de las expectativas de los venezolanos respecto a la importancia de la belleza. 

María Trinidad, otra de las activistas del grupo, afirma que "cuando vives en un país donde una mujer hermosa tiene mayores prospectos de carrera que alguien con una sólida ética de trabajo y educación de primer nivel, te ves forzada a vivir en la idea de que no hay nada más importante que la belleza."

Venezuela también es un destino internacional para las cirugías estéticas: mientras que el precio promedio de un par de implantes de silicona en los Estados Unidos es de $8 mil dólares, el mismo procedimiento cuesta sólo $800 USD en Venezuela. Para balancear los ingresos de la industria de la belleza, Astrid de la Rosa considera que "la educación es la llave", pues "si podemos enseñar a las próximas generaciones que estas soluciones rápidas para vernos bien no son para nada soluciones, tal vez tendremos mejores oportunidades."