*

X
La historia de la reforma energética se remonta al TLCAN, que es el precedente de todos los demás acuerdos trilaterales que se han firmado América del Norte para la integración de una agenda común.
Foto: Sexenio.com

Foto: Sexenio.com

En el año de 2005 poco antes de dejar el la presidencia, Vicente Fox firmó en Wacco, Texas, junto a George W. Bush y Stephen Harper (primer ministro de Canada) el ASPAN (Alianza para la Seguridad y Prosperidad de America del Norte), un acuerdo cuyos pormenores se tuvieron en secreto hasta el 2007, cuando por fin se emitieron 51 recomendaciones entre las que destacan: un modelo común de respuestas ante emergencias, seguridad aérea y marina (re-acomodo de rutas aéreas para que sean lo más rectas posibles y reducir costos de transporte), modernización de fronteras (dirigido mayormente a la agilización del intercambio de mercancías), hay consideraciones ecológicas y finalmente una cooperación para fortalecer rubros tales como energía, transporte, servicios financieros y tecnología.

La reforma que viene sería el descenlace de un proceso que comenzó hace varios años con el inconveniente de que esta vez, quienes la proponen, tienen aparentemente el capital político para lograrlo, ya que para este tipo de cambios constitucionales se necesita ¾ de quorum en el Congreso de la Unión (cámara de diputados y senadores) además de la mayoría de los Congresos Locales, quorum que Calderón no podía siquiera imaginar.

Dentro del rubro de los hidrocarburos no solo la extracción del petróleo es el tema que debemos abordar, ya que existen otros recursos extraibles que deben ser de nuestro conocimiento e incluir en las demandas contra la reforma, en especial en lo referente al gas de esquisto (Shale gas), del cual somos el tercer país en número de yacimientos en latinoamérica, tan solo detrás de Argentina y Venezuela respectivamente, y a nivel mundial tenemos el octavo lugar en reservas de este gas. Apenas en Marzo del 2011 PEMEX anunciaba que por primera vez había logrado producir gas esquisto, extraido de un pozo localizado en Coahuila, lo cual demuestra que nuestra infraestructura en esta materia está apenas perfilandose y es cuando las transnacionales y la iniciativa privada mexicana entrarían a escena para hacer lo suyo.

Hay quienes incluso parecen haber consultado el oráculo, ya que vaticinan, sin temor, sus proyectos a partir de una ley que todavía nisiquiera existe en forma de inicitiva y ya la muestran como un hecho irrefutable, basta con leer lo dicho por Alonso Ancira, presidente de Altos Hornos de México –la mayor acería del país- quien durante un evento del acero en New York declaró: ("Espero (que) vamos a comenzar a perforar el año que viene."...espero ser el próximo Marathon Oil.") Esta compañía, Marathon Oil, es la encargada de la explotación de gas de esquisto en 18 estados en Estados Unidos y otras partes del mundo.

Dejando a un lado el cinismo de estas declaraciones, donde pareciera que ya tienen todo concertado desde hace tiempo, hay que considerar que la explotación acelerada de estos hidrocarburos esta trayendo como consecuencia, técnicas de extracción ampliamente cuestionadas a nivel mundial, ante las cuales quedariamos prácticamente indefensos si se llegara a aprobar la reforma, una de estas practicas es la fracturación hidraulica (fracking) que consiste en la inyección de agua, nitrógeno y al menos otras 500 sustancias quimicss al subsuelo para fracturar el subsuelo y hacer más facil la extracción de gas y el petroleo, lo cual trae graves consecuencias, como temblores, contaminación de los mantos acuiferos, contaminación del aire, y la extracción de metales pesados e incluso radiactivos que se encuentran en el subsuelo.

Este tipo de perforacion hidraulica ya se utiliza en México, en el Complejo de Chicontepec especificamente, es realizada por Halliburton, compañia estadounidense. Este complejo fue supervisado por De Golyer & McNaugthon una certificadora internacional y ha presentado informes en donde se afirma que las reservas alcanzan 12189 millones de barriles de petróleo y 31339 millones de pies cubicos de gas.

Foto: ADNpolitico.com

Foto: ADNpolitico.com

Al respecto del fracking existe un documental titulado GasLand (2010) producido y dirigido por Josh Fox donde se muestran detalladamente en que consiste el fracking y las funestas consecuencias ambientales y sociales de esta práctica.

El debate sobre la reforma energética está sobre la mesa ya, a pesar de que el ejecutivo no ha enviado dicha iniciativa, la cual está contemplada para septiembre, aunque ya hemos escuchado declaraciones en los medios al respecto y todo apunta a que tendrá como objetivo principal una apertura de Petroleos Mexicanos a la inversión privada, con una correspondiente modificación a la constitución y al reglamento de la paraestatal.

El PRI, desde los albores de la negociación del Pacto por México, acordó con los demás partidos, esta y otras reformas como la fiscal, educativa y la laboral. A pesar de la rotunda derrota electoral que sufrieron PAN y PRD en las elecciones pasadas su participación sigue en pie, mostraron señales de acordamiento pero siguen en pacto. Acción Nacional con la intención de parecer propositivo e independiente frente a la opinión pública lanzó su propia reforma que no es más que una simulación ya que en el fondo obedece a las mismas disposiciones de poner la extracción de petroleo en manos de la iniciativa privada, además el partido está más ocupado en su purga interna, para librarse de los personajes incomodos de su militancia y todo remanente de las administraciones anteriores que propiciaron la decadencia del partido.

El PRD por su parte se encuentra entre la espada y la pared ya que Jesús Zambrano prácticamente entregó el partido al PRI y al mismo tiempo batalla con las corrientes internas que exigen una postura crítica de su dirigente frente a la reforma energética y varios temas más, llamamiento que no ha sido escuchado y al parecer no lo será, es por ello que ya se asoman personajes que quieren las riendas del partido como Marcelo Ebrard que volvió a la arena criticando a Zambrano y después con la puntada de retar a un duelo de posturas al representante del poder ejecutivo.

Lopez Obrador actualmente sin partido político, y encabezando un Movimiento de Regeneración Nacional que todavia no cuenta con registro, necesitará más recursos de toda índole para lograr el poder de convocatoria que ha tenido en anteriores movimientos.

Ya se tiene programada una marcha para el 8 de septiembre de este año contra esta reforma, encabezada por Movimiento Regeneración Nacional, y los diferentes bloques de izquierda, quienes ya se han pronunciado en favor de que se revise  la reforma y comenzar a ejercer presión, sin embargo hace falta mucha cohesión entre los sectores que están en contra de esta, para lograr un movimiento efectivo.

Antes de que se presente la reforma y de que comiencen las movilizaciones, me parece necesario señalar que los legisladores, tanto los diputados locales, federales y los senadores, serán los encargados de revisar la reforma, discutirla y al final decidir si se aprueba o no, es por esta razón que una parte de nuestra energía y atención deberíamos canalizarla distritalmente,  en nuestras respectivas localidades, y a través de las redes sociales o en las oficinas de enlace de cada legislador exigir que se presente una postura al respecto y ejercer presión sobre el destino de su voto, finalmente ellos serán quienes por la via institucional logren que esta reforma se aplique o no.

A pesar de contar cada Cámara con centros de investigación propios, que hacen todos los análisis necesarios para simplificarles el trabajo a los legisladores, además de sus propios asesores, parece que los dejan a su suerte, o simplemente no les interesa a ninguna de estas partes tomar con seriedad el rumbo del país, sin embargo en esta coyuntura podemos aprovechar la demanda que hay por exhibir la incompetencia e ignorancia de la clase política del país para presionar a nuestros diputados, para no volcar toda la energía y coraje en la figura del presidente, que funge como el payaso que recibe los pastelazos, y al mismo tiempo funciona como un distractor con su característica inseguridad y lejanía, para que no pongamos nuestra atención en los personajes que están realmente cabildeando la reforma, y son quienes acordarán los terminos en los que esta se va a presentar, ellos son a los que debemos enfrentar.

Twitter del autor: @m_alarmant

 

Cómo leer el firmamento: guía de constelaciones

Por: pijamasurf - 08/04/2013

Una vez que sabes leer las estrellas, puedes saber dónde estas parado y hacer una brújula del cielo. Aquí te ofrecemos algunos sencillos tips para ubicar las constelaciones más importantes.

 starchart

Por milenios los exploradores han utilizado el firmamento como compás, práctica que se ha perdido debido a la tecnología. Pero nunca está de más saber leer los cielos para ubicar tu posición en el mundo. Quizá esta práctica  sirva también para que más personas dediquen tiempo a observar el cosmos y entender las formas de las constelaciones. A continuación algunos consejos para hacer del cielo nocturno tu brújula y compás.

 

1)  Conoce las grandes tres

De acuerdo con la Real Academia Naval, hay 58 estrellas que sirven para la navegación y para encontrarlas necesitas conocer 38 constelaciones distintas. Pero existe un atajo: aprende a localizar tres constelaciones: Cassiopea, Crux y Orión. También trata de tener ubicadas a la Osa Mayor y Osa Menor.

 

2)  Encuentra la Estrella del Norte

Siempre está a menos de un grado del Norte verdadero (o Norte real), así que utiliza a Cassiopea y a la Osa Mayor como tus guías. Busca la parte romboide de la Osa Mayor y pretende que es un cuenco de donde fluye un líquido. El flujo de ese líquido espacial apuntará directamente hacia la Estrella del Norte. Si te topas con una constelación en forma de “W” has ido demasiado lejos. Esa es Cassiopea. Recalcula tu GPS cósmico y sube de nuevo. La Estrella del Norte se encuentra justo entre Cassiopea y la Osa Mayor.

 

3)  Apunta hacia la luna

Si puedes encontrar el garrote o espada de Orión, siguiendo su punta encontrarás el Sur. Alternativamente, si hay luna creciente, dibuja una línea imaginaria entre sus puntas y síguela hacia el horizonte. Eso te guiará hacia el hemisferio sur.

 

4)  ¿Estás debajo del Ecuador? No importa

La Estrella del Norte no es visible debajo del Ecuador, pero en cambio puedes buscar la constelación Crux, que se parece a un papalote. Si dibujas una línea desde arriba hacia abajo del papalote, esta te apuntará al Sur.

 

5)  Muévete como una estrella

Como el Sol, las estrellas se mueves de Este a Oeste. Al rastrear su trayecto por el cielo podrás saber hacia qué lado estas mirando. Para algo más preciso, mira el cinturón de Orión. La estrella del lado derecho del cinturón –Mintaka— sale cerca del Este verdadero y se pone (o se mete) cerca del Oeste verdadero.

 

6)  Haz una prueba

¿Olvidaste memorizar las constelaciones? Hay una manera sencilla  de arreglarlo. Coloca dos palos con nueve metros de distancia entre ellos. Ahora escoge una estrella; la estrella que quieras. Alíneala con la parte de arriba de ambos palos, como si estuvieras viendo a través de una mirilla de rifle. La rotación de la tierra hará que la estrella “se mueva”. Si se mueve a la izquierda, estas mirando al Norte. Si se mueve a la derecha, estás mirando al Sur. Si sube, estás viendo al Este. Si se hunde, al oeste.

 

 

[MentalFloss]