*

X
La organización que fomenta la libre distribución y uso de la creatividad en Internet al tiempo que cuida tu trabajo.

cc.large_

 

Creative Commons es una organización sin fines de lucro que te permite compartir y usar la creatividad y el conocimiento mediante herramientas legales gratuitas. Podría decirse que es de las mejores cosas que le han pasado al Internet; ese gigante bosque de información y de ideas. Lo que vino a hacer, básicamente, es acomodar el acceso a la investigación y a la educación, y a potencializar la completa participación en la cultura de todos los usuarios que deseen hacerlo. Llevó a la red a una nueva era de desarrollo, crecimiento, productividad y, sobretodo, de remix.

Las licencias de propiedad intelectual de CC te proporcionan una manera simple de dar permiso público para compartir y usar tu trabajo creativo, bajo las condiciones que tú quieras. Por ejemplo, si quieres permitir que los usuarios compartan, e incluso elaboren sobre tu trabajo, deberías considerar publicarlo bajo una licencia que permita el uso no comercial de tu obra. Con esto te proteges a ti y proteges a las personas que utilizan tu obra: les evitas la tediosa preocupación de estar infringiendo alguna licencia de propiedad intelectual.

Si estás del otro lado y lo que buscas es utilizar el contenido de alguien más, hay una alberca gigante de creatividad licenciada bajo CC que puedes utilizar. Esta está llena de música, videos, material de investigación científica y académica que, dependiendo de las condiciones de cada una, puedes copiar, distribuir, editar, remixear y utilizar como soporte para construir algo nuevo.

Y aunque es lógico que las licencias en sí mismas no puedan evitar que la gente utilice contenidos creados por otros en maneras que las licencias mismas excluyen, se pueden usar en una corte si existe evidencia de un mal uso de obra. No pueden hacer que los usuarios actúen éticamente, pero están creando una cultura en la cual la Red mundial ya no es una tierra de nadie.

Te podría interesar:
El pornwall británico se extiende a bloquear sitios de internet esotérico en lo que podría percibirse como un adoctrinamiento de las mentes de los jóvenes que evoca el paisaje mental de The Wall.

uk-censored

 

La polémica censura de sitios del gobierno de David Cameron plantea incluir sitios esotérico a la ya consabida intención de censurar material pornográfico (pornwall). Cameron y la parlamentaria Claire Perry proponen tener una configuración por default de control parental ejercida por los proveedores de Internet. La medida que aparentemente busca regular y proteger a los jóvenes de "material pornográfico, material violento, contenido relacionado al terrorismo, anorexia y desordenes alimenticios, sitios relacionados al suicidio, alcohol, tabaco, foros, material esotérico, sitios de herramientas para desboloquear y navegar sin firewalls".

Si de por sí la censura del porno presenta un problema de edición enorme, al incluir temas como lo esotérico o lo que tiene que ver fumar, el gobierno británico se enfrenta con un gran dolor de cabeza. Por otra parte censurar temas esotéricos fácilmente puede ser interpretado como una censura ideológica orientada a mantener el status quo. La forma de resolver este predicamento es fácil simplemente censurando grandes cantidades de sitios y haciendo buena parte de Internet inaccesible (pasando la brocha gorda). Si has trabajado en alguna corporación con una moral muy sensible, donde sitios como Pijama Surf están vetados, ya sabes lo que será. Al menos de que organizaciones como el Open Rights Group logren impedir esta tentativa.