*

X
La organización que fomenta la libre distribución y uso de la creatividad en Internet al tiempo que cuida tu trabajo.

cc.large_

 

Creative Commons es una organización sin fines de lucro que te permite compartir y usar la creatividad y el conocimiento mediante herramientas legales gratuitas. Podría decirse que es de las mejores cosas que le han pasado al Internet; ese gigante bosque de información y de ideas. Lo que vino a hacer, básicamente, es acomodar el acceso a la investigación y a la educación, y a potencializar la completa participación en la cultura de todos los usuarios que deseen hacerlo. Llevó a la red a una nueva era de desarrollo, crecimiento, productividad y, sobretodo, de remix.

Las licencias de propiedad intelectual de CC te proporcionan una manera simple de dar permiso público para compartir y usar tu trabajo creativo, bajo las condiciones que tú quieras. Por ejemplo, si quieres permitir que los usuarios compartan, e incluso elaboren sobre tu trabajo, deberías considerar publicarlo bajo una licencia que permita el uso no comercial de tu obra. Con esto te proteges a ti y proteges a las personas que utilizan tu obra: les evitas la tediosa preocupación de estar infringiendo alguna licencia de propiedad intelectual.

Si estás del otro lado y lo que buscas es utilizar el contenido de alguien más, hay una alberca gigante de creatividad licenciada bajo CC que puedes utilizar. Esta está llena de música, videos, material de investigación científica y académica que, dependiendo de las condiciones de cada una, puedes copiar, distribuir, editar, remixear y utilizar como soporte para construir algo nuevo.

Y aunque es lógico que las licencias en sí mismas no puedan evitar que la gente utilice contenidos creados por otros en maneras que las licencias mismas excluyen, se pueden usar en una corte si existe evidencia de un mal uso de obra. No pueden hacer que los usuarios actúen éticamente, pero están creando una cultura en la cual la Red mundial ya no es una tierra de nadie.

El filósofo de la televisión y explorador Jason Silva discute la verdad y la belleza de la ciencia en una suerte de jazz existencial, recordándonos que lo que se busca en la era espacial es no es sólo la expansión del espacio físico sino la expansión de la mente también.

 

Jason Silva estudió cine y filosofía en Miami. En la revista The Atlantic lo llaman "el Timothy Leary de la época del video viral". Presenta el programa de Nat Geo llamado "Brain Games", y se describe a sí mismo como "techno optimista" en su cuenta de Twitter. Dada su manera de transmitir ideas a través de la palabra Silva ha sido descrito como un filósofo-performance, y aquí queda claro por qué. “En su nuevo video Exploring Space: Cosmic Revolutionaries, Silva explora la relación entre la búsqueda de conquistar el espacio y ir más allá de los límites de nuestro sistema planetario con la búsqueda interior de la trascendencia, entendiendo que "como es afuera, es adentro" y las estrellas son parte de una constelación psíquica. En su característico tono de grandilocuencia, este video que nos llama a asumirnos como "revolucionarios cósmicos" está hecho "a partir de imágenes cautivadoras y palabras que inspiran, y nos recuerda que la exploración espacial también es una cuestión existencial que va hacia los confines internos del ser humano".