*

X

Siempre que toma una decisión, el cerebro se comporta como una colmena

Ciencia

Por: pijamasurf - 03/06/2012

Neurobiólgo de Cornell descubre que las abejas y las neuronas tienen similitudes más allá del sentido metafórico, presentando comportamientos similares cuando de tomar una decisión se trata.

Aunque las abejas han servido desde épocas remotas como motivo de metáfora siempre al alcance para ejemplificar los logros que se pueden alcanzar con la organización coordinada, quizá nadie hasta ahora había pensado que eso que se aplica usualmente al comportamiento social aplique también para los procesos mentales que todos realizamos al momento de tomar una decisión.

Así sea la decisión aparentemente más simple, una multitud de neuronas entran en acción no solo de una manera serial —evaluando las condiciones que se nos presentan en el momento—, sino también con un método paralelo que representa otras posibilidades hipotéticamente elegibles: un activo comité en el que el consenso se alcanza cuando la oposición y las muchas propuestas se silencian gracias a la acción del lóbulo frontal.

Según Thomas Seeley, profesor de neurobiología en la Universidad de Cornell, el hecho de comparar al cerebro con una colmena va más allá del sentido figurado, pues un trabajo colectivo con otros colegas reveló que un cerebro carente de planificador central o decisivo, tanto dicho órgano como las abejas resuelven sus diferencias probando cursos solitarios de acción. Las abejas que se mueven en conjunto, por ejemplo, antes de probar determinado camino, envían exploradores que evalúan la zona a cruzar.

Esta investigación podría ayudar a entender no solo el comportamiento de las abejas ante una disyuntiva de resolución empatada entre ambas mitades del grupo, sino también qué pasa en el cerebro de las personas con un lóbulo frontal dañado e imposibilitado para decantarse por solo una de las muchas opciones que se presentan simultáneamente en una decisión.

 [Scientific American]

El hecho más asombroso del universo: somos polvo de estrellas (VIDEO)

Ciencia

Por: pijamasurf - 03/06/2012

Un épico video insemina la conciencia de ser polvo de estrellas en nuestras células (una resonancia cósmica).

El físico Nel DeGrasse Tyson comparte en este inspirador video lo que considera es el hecho más asombroso del universo --nuestra propia esencia cósmica. Una especie de experiencia religiosa científica:

El hecho más asombro  [del universo] es saber que los átomos que constituyen la vida en la Tierra, los átomos que componen el cuerpo humano, son rastreables al crisol que cocinó y transformó elementos ligeros en elementos pesados en su núcleo bajo temperaturas y presiones extremas. Estas estrellas, las de mayor masa, se volvieron inestables al final de su existencia, colapsaron y luego explotaron y desperdigaron sus entrañas enriquecaidas a lo largo de la galaxia, entrañas hechas de carbón, nitrógeno, oxígeno y todos los ingredientes fundamentales de la vida. Estos ingredientes se convierteron en nubes de gas que se condensaron y colpasaron y formaron la siguiente generación de sistemas estelares. Estrellas con planetas en órbita y estos planetas ahora tienen los ingredientes para la vida. Asi que cuando volteo a ver la bóveda celeste... y sé que somos partes de este univero y estamos en este universo, pero quizás más importante que esos hechos, es que el universo está dentro de nosotros... mis atomos vinieron de esas estrellas, hay un nivel de conexion.

Tal vez un poco demasidado empalague astral en el video --especialmente por la música. Pero no hay duda que la conciencia de este solo hecho nos otorga un sentido de pertenencia tan hermoso como misterioso. Entendemos literalmente la frase crística: "El reino de los cielos está dentro de vosotros". Especialmente si jugamos a especular --y podemos hacerlo justo porque somos polvo de estrellas y nuestras mismas neuronas son herederas de esa luz original. ¿Podría existir un efecto de entrelazamiento cúantico debil que permanece más allá del paso del tiempo? Puesto que de haberlo, ya que cada partícula que ha estado en contacto entre sí es parte de un sistema de interconexión que transmite estados físicos, podríamos estar cuasi eternamente entrelazados con todos lo átomos del universo: y lo que sucede en las estrellas estaría fluyendo por nuestro cuerpo, en este instante.  Por otro lado si existe una memoria en la materia, que no depende exclusivamente del ADN (el cual sería sobre todo un sintonizador de esa memoria que los hinduistas llaman Akasha) es posible (aunque esto es una especulación seudo científica: con la libertad de ser polvo de estrellas e imaginación) que nuestros átomos almacenen aún la información de aquel crisol prístino en el que se cocinó lo que sería la vida en un estallido de luz. Memoria, en suma, de todo el universo, de todos los instantes: en la conciencia inaccesible de un electrón.

Para terminar con esta reflexión recordamos aquella frase de Shakespeare, dicha por el mago Prospero "We are such stuff/ As dreams are made on". Y me preguntó si no hay una conexión entre ese ser sustancia de sueños y ser polvo de estrellas. Un enigma profundo sobre la ontología compartida de todos los seres de este universo. Una última frase:

"Los iroqueses tienen, propiamente hablando, una sola Divinidad --el sueño", Father Jacques Frémin, 1669-70

[Daily Grail]