*

X

Científico propone teoría para hacer invisibles objetos en el mar

Ciencia

Por: pijamasurf - 03/05/2012

La ansiada invisibilidad podría llegar pronto a los dominios marítimos, donde barcos, plataformas petroleras y otros objetos podrían ser invisibles manipulando las olas a su alrededor; una teoría que busca comprobación en la realidad.

La invisibilidad de la materia es sin duda una de las tecnologías más ansiadas de la historia, asequible, hasta ahora, solo por medio de la ficción, pero sin duda se acerca el día en que la realidad se vea sorprendida por objetos invisibles. Y, como tantas otras cosas, el inicio de esto podría estar en el mar.

Mohammad-Reza Alam, un profesor de mecánica de fluidos en la Universidad de California en Berkeley, ha desarrollado un modelo teórico para hacer que los barcos y grandes estructuras como las plataformas petroleras puedan ser invisibles para las olas del mar.

La propuesta de Alam se basa en el hecho de que el agua del océano se estratifica en dos grandes capas: una fría y densa por debajo de una cálida y ligera. A su vez entre estas dos capas se forman olas que se conocen como olas de interfase, que tienen una frecuencia de oscilación mucho más corta y una menor velocidad con respecto a las olas de superficie. Alam piensa que transfiriendo energía de las olas de superficie a las de interfase, se igualaría la diferencia entre los vectores de cada una de estas; esto colocando una especie de parche entre el fondo del océano y el objeto con una longitud de onda distinta.

Con este método los objetos sobre la superficie del mar podrían pasar desapercibidos. Aunque, por ahora, es una tesis que Alam solo ha probado en el papel y con ayuda de proyección hechas por computadora.

[io9]

Te podría interesar:

Científicos japoneses desarrollan “pistola interrumpe-discursos" para silenciar a las personas molestas

Ciencia

Por: pijamasurf - 03/05/2012

Investigadores japoneses desarrollan una práctica “pistola interrumpe-discursos” que, al dirigirse contra alguien que habla, provoca un efecto perturbador que solo cesa al callarse; sus usos parecen respetuosamente ilimitados.

Conferencias interminables, clases aburridas, discursos burocráticos que saltan de cliché en cliché y de lugar común en lugar común, interrupciones sosas en momentos y lugares donde el silencio es imprescindible, cotilleo molesto que rompe con la concentración de alguien que lo requiere, son solo algunos de los escenarios en que el invento de Kazutaka Kurihara y Koji Tsukada será sumamente útil.

Se trata de una “pistola interrumpe-discursos”, un dispositivo que cuando se apunta hacia una persona que está hablando graba sus propias palabras y las lanza de vuelta con un retraso de 0.2 segundos, lo cual afecta los procesos cognitivos del cerebro y provoca que el hablante tartamudee antes de caer en el silencio total (esto porque el efecto perturbador de escuchar lo pronunciado apenas un momento antes se esfuma al callarse).

De acuerdo con los investigadores, el aparato funciona mejor en personas que leen en voz alta que en aquellas inmersas en un discurso espontáneo y es totalmente inútil con sonidos sin sentido y uniformes que se emiten sostenidamente (digamos, un "ah" prolongado).

 

Y aunque ya muchos pensamos en usos políticamente incorrectos para esta pistola, la intención original de sus inventores se limita a espacios como las bibliotecas públicas o contextos en que una persona impide hablar a otra. Aunque algunos también podríamos cometer una especie de suicidio verbal dirigiéndola contra nosotros mismos.

[Gawker]