*

X

Adicción al Internet: similar al alcoholismo y la ludopatía

Salud

Por: pijamasurf - 01/12/2012

De acuerdo con un estudio reciente, el cerebro experimenta la adicción al Internet de manera similar a la dependencia a sustancias como el alcohol o comportamientos como el juego.

De acuerdo con un estudio llevado a cabo por investigadores de la Academia China de Ciencias, el cerebro de una persona adicta a Internet se comporta químicamente de manera similar a quienes sufren una dependencia por el alcohol, ciertas drogas e incluso el juego.

La investigación consistió en escanear los cerebros de 25 hombres y mujeres de entre 14 y 21 años a quienes se les diagnosticó un padecimiento de reciente cuño denominado “Trastorno de Adicción a Internet”, para saber en qué se distinguían del cerebro de personas adictas y no adictas.

Según los científicos, dicha diferencia estriba en la zona del cerebro ligada al procesamiento emocional, habilidades ejecutivas de pensamiento y funcionamiento cognitivo. En los adictos a Internet, esta parte del cerebro presentó conexiones anormales entre las fibras nerviosas, un fenómeno también observado en personas con alcoholismo y otros trastornos de impulsividad.

“Finalmente confirmamos lo que los médicos sospechaban desde hace algún tiempo, que las anormalidades de materia blanca en el córtex orbito-frontal y otras áreas realmente significativas del cerebro se presentan no solo en las adicciones con sustancias involucradas, sino también en el caso de comportamientos como la adicción a Internet”, opinó al respecto Henrietta Bowden-Jones, profesora en el Colegio Imperial de Londres.

[Huffington Post]

Te podría interesar:

Misteriosa enfermedad impide hablar a jóvenes neoyorquinas

Salud

Por: pijamasurf - 01/12/2012

Jóvenes mujeres de Nueva York se ven afectadas por incontrolables tics que llegan a afectar su capacidad de habla, en un caso que se debate entre la neurología o la histeria conversiva.

Desde hace un par de meses se han presentado en la ciudad de Nueva York varios casos de una enfermedad misteriosa que provoca tics nerviosos y en algunos casos incluso ha privado de la capacidad del habla a quienes la han contraído. Pero por si esto no bastara, es de notar que el padecimiento ha afectado exclusivamente a mujeres jóvenes.

“Comenzó con movimientos repentinos de cabeza a mediados de octubre”, dijo Marge Fitzsimmons, enfermera de 36 años que por el grado de complicación que alcanzó el mal, tuvo que abandonar su trabajo. Después de estos movimientos involuntarios vinieron los tics vocales que terminaron por impedirle hablar.

Y aunque los exámenes médicos practicados no arrojaron resultados concluyentes, algunos asociaron estos síntomas a la enfermedad de Tourette, un síndrome hereditario que igualmente provoca tics motores y fónicos, sin embargo, por el número de mujeres que casi al mismo tiempo reportaron los mismos signos, al menos una docena, el diagnóstico quedó descartado.

Lo más probable, de acuerdo con el neurólogo que trató a Fitzsimmons, es que se trate de un caso de trastorno de conversión, mejor conocido como histeria colectiva, que, estadísticamente, ocurre casi siempre en pequeños grupos de mujeres: a partir de un caso verdadero, con síntomas neurológicos reales, la enfermedad se desdobla y se esparce en múltiples reflejos.

Sin embargo,la reconocida activista ambiental, Erin Brockovich, achaca la enfermedad al descarrilamiento de un tren ocurrido en los setentas que provocó el derrame de cianuro y tricloroeteno (un solvente industrial) en la zona.

Sea como fuere, estas jóvenes y la opinión pública neoyorquina están a la espera de una respuesta convincente que explique el misterio detrás de su enfermedad.

[NBC]