*

X

Invisibilidad conseguida con nanotecnología (VIDEO)

Ciencia

Por: pijamasurf - 11/14/2011

Utilizando nanotubos de carbón, científico de la Universidad de Texas hace que una superficie se vuelva invisible por unos instantes; una vez perfeccionada, su primera aplicación sería como tecnología de guerra.

La invisibilidad ha sido uno de los deseos más constantes no solo en la historia secreta de las fantasías colectivas, sino quizá también en la historia personal: ¿quién, siendo niño, no quiso alguna vez ser invisible —sin importar con qué propósitos?

Y quizá esto podría alcanzarse ahora por la vía de la ciencia, en particular la investigación física y la nanotecnología. Utilizando nanotubos de carbón, Ali Aliev, investigador de la Universidad de Texas, consiguió volver invisible una superficie sólida, como si repentinamente cayera sobre esta una de esas míticas prendas presentes en el folclor universal que ocultaban a quien la llevaba puesta. 

 

“Realmente podemos ocultar objetos. Podemos cambiarlo por un momento y hacerlo desaparecer”, declaró Aliev, agregando que esta “capa de invisibilidad” funciona a partir del fenómeno conocido como “efecto espejismo”, el mismo que se advierte en lugares de altas temperaturas, como los desiertos, donde el calor genera los famosos espejismos.

Sin embargo, con todo lo que esta tecnología pueda tener de sorprendente, es un poco triste saber que el primer uso que se le planea dar cuando se perfeccione y pueda ocultar objetos de mayor tamaño, será cubrir tanques de guerra con este material para que resulten invisibles para misiles termodirigidos.

[Disinfo]

Te podría interesar:

Cada neurona de nuestro cerebro podría tener identidad propia

Ciencia

Por: pijamasurf - 11/14/2011

De acuerdo con un descubrimiento reciente cada una de las 100 mil millones de neuronas de nuestro cerebro podría tener identidad propia; esto ayudaría a explicar padecimientos como la esquizofrenia o el autismo.

Por varios años Michael J. McConnell, biólogo especializado en células madre, sintió curiosidad por lo gemelos que, a pesar de ser prácticamente igual en su estructura, en el ambiente en que crecieron y otros aspectos condicionantes del desarrollo posterior del individuo, se distinguen porque uno de ellos desarrolla algún padecimiento mental que el otro no tiene.

“Los gemelos monocigóticos pueden, de vez en vez, ser discordantes por cosas como la esquizofrenia, por cosas como el autismo. Si crecen juntos, si tienen el mismo genoma, ¿entonces por qué son diferentes?”, se preguntaba McConnell hasta hace poco, cuando dio con una pista que quizá lo lleve a la respuesta definitiva.

En los últimos diez años el científico ha estado estudiando la transformación en ratones de células en neuronas, identificando que cada una de estas, una vez que toma su forma última, parece tener un genoma propio o, dicho de otro modo, una identidad distinta a cada una de las demás neuronas. Teniendo en cuenta que el cerebro humano posee aproximadamente 100 mil millones de neuronas, sería mejor decir 100 mil millones de neuronas con identidad propia y diferente entre sí.

Esto podría influir en el comportamiento de una persona, pero eso es algo que todavía necesita confirmarse, aunque McConnell está más que dispuesto a buscar signos de mosaicismo genético en el cerebro humano, así como neuronas reprogramas en personas que padecen esquizofrenia o alguna otra condición mental.

[Nature]