*

X

Feminista realiza experimento de vivir un año siguiendo la Biblia al pie de la letra

Sociedad

Por: pijamasurf - 10/16/2011

Rachel Held Evans se impuso la obligación de vivir durante todo un año de acuerdo con los preceptos bíblicos, un extraño experimento en el que intentó conjuntar dos de sus creencias mayores: la religiosidad y el feminismo.

La tradición judeocristiana tiene fama de no conceder un lugar honroso al género femenino. Más allá de las vírgenes o las mujeres sumisas, en los textos bíblicos es común encontrar que las mujeres son objeto de los más crueles castigos o se les adjudica la más despreciable reputación.

Un poco para probar esa idea, para saber hasta qué punto es verdad o en qué momento se convierte en prejuicio, Rachel Held Evans, una mujer de 30 años residente en Dayton, Tennessee, se impuso la obligación de vivir durante un año tan apegada como pudiera a las reglas de comportamiento que contiene la Biblia, desde las más triviales hasta las que tocan aspectos importantes de la cotidianeidad.

Su disciplina la llevó a no recortar su cabello, fabricar sus propias ropas, aprender a cocinar, llamar a su esposo “Señor”, dormir en una tienda de campaña fuera de su casa en tanto durara su periodo menstrual, rehuir del cotilleo, preocuparse por los pobres, “alabar a su esposo en las puertas de la ciudad”, no tener autoridad sobre ningún hombre y algunas otras conductas igual de extravagantemente anticuadas, cada una sustentada por su correspondiente pasaje bíblico (aunque prefirió no abrazar la poligamia). Además, dice Evans que cada mes encaminaba sus esfuerzos a practicar una de las muchas virtudes que ensalza la Biblia en las mujeres juiciosas: la gentileza, la mansedumbre, la obediencia, la sumisión, el recato y otras siete más.

Curiosamente, pese a lo que muchos podríamos pensar, la intención de esta mujer nunca fue “menospreciar o burlarse de la Biblia” y parece que ni siquiera evidenciar el atraso moral y ético de algunas de las recomendaciones del llamado “libro sagrado”, aunque tampoco “glorificar sus elementos patriarcales”. Al embarcarse en este proyecto personal, Evans quiso dar pie a un debate sobre el lugar que los preceptos bíblicos pueden tener en la vida de cualquiera.

Evans, que se dice cristiana y feminista, asegura que a lo largo de su experiencia aprendió a conocer mejor la Biblia, sobre todo en sus contradicciones. Por otro lado se dio cuenta de que aun con estas reglas lo común, ya en la práctica, es que la persona escoja y elija cuál seguir y cuál no (aunque esto es dicutible).

“Entre más conozcan las mujeres sobre la Biblia, más podrán ellas responder cuando intenten silenciarlas”, afirmó.

[Guardian]

“Bank Transfer Day” 5 de noviembre: ¿quién necesita a los grandes bancos?

Sociedad

Por: pijamasurf - 10/16/2011

Que este 5 de noviembre comience una desbandada general que haga saber a las grandes y poco éticas instituciones bancarias que ellos necesitan más de nosotros que nosotros a ellos.


El descontento crece y se ramifica. A las acampadas y las protestas, esas manifestaciones visibles de la inconformidad contra el sistema económico imperante, deben sucederse acciones de otro tipo, que lesionen directamente y agrieten la estructura de poder, que hagan temblar o por lo menos pensar a esa minoría que cómodamente se ha enriquecido con el trabajo del resto.

De ahí que se haya fijado este 5 de noviembre como la fecha en que los inconformes acudan a la sucursal de esa institución bancaria trasnacional donde tienen depositado su dinero y cancelen su cuenta. Un cierre masivo que haga ver a los dueños de estas grandes firmas que los consumidores hemos despertado y no estamos dispuestos a tolerar ni sostener corporaciones, compañías e instituciones de prácticas poco éticas. Si aun se tiene necesidad de un banco, el movimiento propone que se busque una mejor opción, lo menos voraz posible.

Curiosamente, quienes idearon este “Bank Transfer Day” aseguran que no tienen ninguna relación con Occupy Wall Street o Anonymous (por el diseño de su logo). Pero sin importar que esto sea cierto o no, es evidente que un existe un malestar general que ha alcanzado la suficiente intensidad como para expresarse en acciones de este tipo, aparentemente sin coordinación mutua pero con causas y objetivos afines.

Por otro lado, este 5 de noviembre también es un día especial para Anonymous, ya que se celebra en Londres la noche de Guy Fawkes, el terrorista vuelto héroe contracultural por Alan Moore en V for Vendetta y en cuyo rostro está inspirada su popular máscara.

Así que ya lo sabes: quizá no el día señalado, pero pronto, hazle saber a los bancos que ellos necesitan más de ti que tú de ellos.

Quizá sea ya el momento de sacudirnos poco a poco esos sutiles mecanismos de dominación y control y mostrar, con esto, que un cambio de sistema es no solo necesario, sino urgente.

 

[Reality Sandwich]