*

X
El colectivo de hackers LulzSec hackeó el sitio de la televisión pública estadounidense, PBS, y subió una noticia que señalaba que el rapero Tupac Shackur llevaba años viviendo en Nueva Zelanda

Algunas personas que entraron a la página de PBS la noche del sábado pasado se llevaron la sorpresa de descubrir que Tupac Shakur, el emblemático rapero asesinado en misteriosas circunstancias, estaba vivo y sano en Nueva Zelanda. El grupo @LulzsSec tomó responsabilidad del hack y estuvo posteando contraseñas y otra información de la cadena de televsión pública de Estados Unidos. Hasta después de las 2:30 am de este lunes PBS volvió a tomar control total de su sitio web.

El grupo LulzSec había hackeado el sitio de Sony la semana pasada simplemente para exponer información de esta empresa, o como se conoce en el argot, por el LULZ, el simple placer de perturbar el equilibrio de los demás con bromas cibernéticas. LulzSec se identifica como "un pequeño equipo de hombres de 80 años y gente que gusta fumar en webcam". Aparentemente el hack se debió a que LulzSec estaba inconforme con la forma que PBS había manejado la caso de WikiLeaks en un reciente programa de TV.

En su feed de Twitter, @LulzSec, los hackers empezaron a burlarse de PBS el domingo y a exponer todas las fallas de seguridad en su sistema, en lo que es un timeline de clásico humor negro hacker.

PBS calificó el hack como "perturbador" e "infantil".

La muerte de Tupac Shak fue manejada en los medios como consecuencia de una guerra dentro del gangster rap entre la costa este y la costa oeste, sin embargo algunas personas sospechan que Tupcac fue asesinado por el contenido de sus letras, en las cuales hablaba de la manipulación de sociedades secretas como los Iluminati. Documentos del FBI muestran que Tupac había sido amenazado de muerte por un grupo terrorista pro Israel poco antes de consumarse su asesinato.

[NYTIMES]

Te podría interesar:

Julian Assange y Slavoj Zizek protagonizan memorable diálogo en Londres (Video)

AlterCultura

Por: pijamasurf - 05/30/2011

La organización Democracy Now lleva a cabo un memorable encuentro entre dos de alter-protagonistas de la actualidad: el filósofo eslovenio Slavoj Zizek y el fundador de WikiLeaks, Julian Assange.

En un encuentro sin duda memorable, dos de los protagonistas de la alternatividad contemporánea se encontraron cara a cara para discutir sobre diversas temas de actualidad. Moderado por Amy Goodman, de la organización Democracy Now, el intercambio realizado en Londres reunió, por un lado, al más hot de los filósofos alternativos, al eslovenio Slavoj Zizek, famoso por sus ácidas y puntuales críticas en contra de diversos pilares del sistema que rige actualmente nuestra sociedad, una voz especialmente sagaz en contra de la hipocresía que caracteriza, en esencia, a la filantropía mainstream y otras variables que, a pesar de que se han convertido recientemente en actitudes cool, no dejan de ser nocivas para la evolución integral del escenario sociocultural, como por ejemplo el concepto del "consumo sustentable"; por otra parte,  Julian Assange, un ícono de la rebeldía pop que consagró su actual alter-status luego de que WikiLeaks, organización de la cual es co-fundador, saltase a la fama mundial gracias a la masiva filtración de documentos confidenciales y cables diplomáticos del gobierno estadounidense.

Assange y Zizek discutieron, entre otros, temas como la guerra de Irak, los documentos confidenciales sobre Guantánamo y el ya histórico "cablegate". Y más allá de la simpatía o aversión ideológica que estos dos personajes puedan generarte, lo cierto es que no hay muchos combos más interesantes que este cuando se trata de organizar un intercambio en torno al análisis de prácticas info-subversivas y posturas de disidencia contemporánea.