*

X

Frustra Bolivia aparente plan para asesinar a Evo Morales

Política

Por: admin - 04/16/2009

El gobierno boliviano anuncia la muerte de tres personas que presuntamente asesinarían al mandatario Evo Morales

evo_morales La guardia nacional boliviana anunció la muerte de tres personas, y la detención de dos más, mediante un operativo para frustrar un plan que aparentemente contemplaba el asesinato del presidente Evo Morales y de cuatro de sus ministros.

Según versiones oficiales se trata de mercenarios instruidos para llevar a cabo el magnicidio. El tiroteo, que duró alrededor de 30 minutos tuvo como escenario a un hotel de la capital boliviana.

Los primeros informes apuntan a que dos de los tres sujetos abatidos son ciudadanos húngaros o irlandeses, aunque las versiones oficiales se han contradicho y aún sigue confusa la información al respecto.

En caso de que efectivamente se tratará de un complot orquestado para eliminar a Evo Morales, esto podría calentar los ánimos en la región, ya de por sí ensalzados por las corrientes opuestas (“izquierda” y “derecha”) que se reparten la administración política de las naciones latinas.

Sin embargo, tampoco puede descartarse que se trate de una amañada estrategia mediaticopolítica que sirva cómo argumento a Evo, Chávez, y compañía, para justificar futuras decisiones radicales en sus respectivos gobiernos.

Morales, quien se encuentra en Venezuela para participar en la VII Cumbre del ALBA (la Alternativa Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América) declaró a los medios:

"Ayer di instrucciones al vicepresidente para arrestar a estos mercenarios y esta mañana he sido informado de un tiroteo de media hora en la ciudad de Santa Cruz. Tres extranjeros han muerto y dos han sido arrestados.”

Vía El País
Te podría interesar:
Hollywood y Washington duermen juntos; Kilmer, que ha encarnado a grandes personajes como Batman y a Jim Morrison, ahora busca seguir los pasos de Schwarzenegger y conquistar el papel de su vida: la gubernatura de Nuevo Mexico
1-gobernador-val-kilmer_22575395248 El estado de California ya tiene a "Terminator", ahora su estado vecino, Nuevo Mexico, podría tener a "Batman" de gobernador. En lo que parece ser una frontera cada vez más borrosa entre las celebridades y la política, el actor Val Kilmer esta considerando seriamente contender por la gubernatura del estado de Nuevo Mexico, donde vive desde hace 25 años, lo único que falta es ganar la candidatura del Partido Democrata. Kilmer, que además de Batman ha llevado a la pantalla personajes de alto perfil como Moises, o Jim Morrison, ha hecho público su deseo desde el año pasado y se ha dedicado a consultar asesores estratégicos para cabildear a miembros importantes de su partido (Kilmer es un democrata registrado) así como al actual gobernador Bill Richardson. Además de, obviamente, estar involucrado en acciones de ayuda comunitaria y apoyando causas altruistas. La siguiente elección es en 2010. En una cena con Richardson, éste le dijo, según cuenta Kilmer, que sería un gran gobernador y que no debería de desistir en su camino. Y aunque para algunos resultaría increíble tener a dos gobernadores formados en Hollywood, despachando esplada con espalda, no es del todo impensable. Especialmente en Estado Unidos y en está época. Por una parte California, cuya industria prinicpal es el cine, ya había tenido, Antes de Schwarzenegger un gobernador-actor, el luego presidente Ronald Reagan. Algo que es bastante lógico en un estado volcado al star-system. Si bien las cosas serían distintas en Nuevo Mexico hay que ver la penetración que tienen las celebridades y su estilo de vida en la sociedad de Estados Unidos. Justo este fin de semana la cena de los White House Correspondants juntó a Hollywood con Washington (entre los asistentes estaba Kilmer) borrando las fronteras entre el espectáculo y la política (ya de por sí tenues) y hasta invirtiéndolas en parte: Barack Obama presentó el tradicional discurso de stand up cómico y los artistas más poderosos convivieron con los políticos negociando sus causas y proyectos. (Algunos creen que Barack Obama no habría gando la presidencia sin el apoyo de buena parte de Hollywood y todo su aparato mediático de identifiación con el público). La integración del espectáculo con la política es algo que está introyectado en la idiosincracia del pueblo estadounidense, la realidad como show, basta leer la genial novela Infinite Jest de David Foster Wallace, donde la ciencia ficción se fusiona con el presente y las celebridades y las marcas toman control del escenario político. El presidente, John Gentle, es una especie de crooner, avatar híbrido de Frank Sinatra clonado con genes de Leslie Nielsen ("¿Y dónde está el Presidente"), que pasó de la música al poder para instaurar los estados ONANISTAS (Canadá y México han sido incorporados) y donde el tiempo es subsidiado por una marca que compra cada año. En el mismo tenor, siguiendo la pauta programativa de ver a Arnold Schwarzenegger con su investidura, el actor Stephen Pratt, del reality show de MTV "The Hills", novio de la también particpante del reality(que ha sido acusado de ser un montaje), Heidi Montag, ha anunciado que tiene intenciones políticas. "Definitavemente voy por la alcaldía de L.A., y por lo menos gobernador", le dijo al blog de celebrities Pop Sugar. "Pero bueno, creo que me detendré ahí", mostrando un poco de perspectiva, por cierto Spencer es conocido por tener un pésimo temperamento y tener explosiones emocionales en su reality. Otros posibles futuros candidatos por el Partdio Democrata son Ben Affleck y Goerge Clooney y por los republicanos Gary Sinise. La acrtiz de porno Stormy Daniels se encuentra haciendo campaña independiente para el Senado en el estado de Louisiana. Por el momento Kilmer se prepara para su próximo papel, aunque tendrá que hacer casting, gobernador de Nuevo México. Aaron Schock el futuro (sexy) del Partido Republicano